miércoles, 23 de mayo de 2007

Aborto: cuestión de vida y muerte

Chile Liberal ha seleccionado y traducido este excelente artículo del semanario liberal inglés The Economist (ver original), que nos servirá para evaluar la situación del aborto en el mundo. Las cifras son elocuentes. Si bien esta vez The Economist prácticamente se abstiene de dar su opinión, nosotros ya la dimos en La privatización del útero. Invitamos a leer y comentar.


Una mirada a la tensión entre los gupos "pro-elección" y "pro-vida" en el mundo

La ecografía mostraba un feto de cuatro meses que sufría anencefalia, una condición poco común e incurable; el bebé nacería sin cuero cabelludo y prácticamente sin cerebro. Apenas sobreviviría un par de días fuera del vientre materno. Su madre, una muchacha soltera de 17 años, conocida sólo bajo el seudónimo de "Miss D", solicitó un aborto. Pero en su país de origen, Irlanda, el aborto se prohibe a no ser que la vida de la madre corra peligro. Las autoridades de salud no la autorizaron para abandonar el país y proceder con la terminación del embarazo en Gran Bretaña. El día 9 de mayo, la Corte Suprema irlandesa dictaminó que Miss D sí puede viajar para practicarse un aborto. El "derecho a la vida del no nacido", estipulado en la Constitución del país, no tiene precedencia sobre el derecho de Miss D a viajar.

Ese mismo día, el Papa Benedicto XVI, de gira en América Latina, reiteraba la oposición enérgica del Vaticano contra el aborto: los políticos en Ciudad de México que recién habían aprobado la legalización de dicho procedimiento médico serían excomulgados, decía él. No se trata de una "medida arbitraria", sino que en conformidad al derecho canónico.

En el exremo opuesto del debate se encuentra China, donde el aborto es controversial no por estar prohibido, sino porque es obligatorio; se aplica a las madres que infringen las estrictas limitaciones al número de hijos permitidos. Circularon noticias esta semana de un padre multado con 600.000 yuan (US $78.000) por violar la ley de "sólo un hijo", en vigor desde 1979. Mientras tanto, en EEUU, el aborto promete convertirse en uno de los grandes temas durante la próxima campaña presidencial. Rudy Giuliani, uno de los favoritos para ganar la nominación del Partido Republicano, se ha visto en aprietos tratando de no alienar a los candidatos conservadores debido a su tendencia "pro-elección".

Han transcurrido cuatro décadas desde que la controversia sobre la legalización del aborto comenzó a sacudir el mundo, y la batalla entre los grupos "pro-vida" y "pro-elección", con su explosiva mezcla de sexualidad, religión y moral, no cede un milímetro. Quienes impulsan un acceso más fácil al aborto legal dicen que a pesar de los reveses sufridos en algunos países, y la resistencia acérrima en otros, su causa avanza a paso seguro. Según el Centro de Derechos Reproductivos (Nueva York), más del 60% de los 6.500 millones de habitantes del mundo ya viven en países donde generalmente se permite el aborto. Sólo una cuarta parte de la población mundial vive en países donde generalmente se prohíbe.

Y han transcurrido doce años desde que la llamada
Plataforma de Acción de Beijing, firmada por 189 países, instó a revisar todas las leyes que penalizan a las mujeres por practicarse un aborto. Desde entonces, 18 países han facilitado el acceso a las terminaciones. Pero en al menos cuatro países, EEUU, Rusia, Hungría y Polonia, han aumentado las restricciones (con limitaciones sobre la etapa de embarazo, motivos y métodos), mientras que en otros dos países, Nicaragua y El Salvador, se ha prohibido completamente. Más de 50 países ya permiten el aborto a solicitud pero fijan un límite máximo en la duodécima semana de embarazo; otros (incluido el Reino Unido), lo autorizan hasta la vigésima cuarta semana, y en algunos lugares (como en partes de China) no tiene límite alguno.

No obstante, para quienes están de acuerdo con la fórmula acuñada por Bill Clinton, es decir, que el aborto debe ser "seguro, legal y poco frecuente", el mundo aún está lejos de ser perfecto. De un número estimado total de 46 millones de abortos efectuados cada año (más de uno cada cuatro embarazos es abortado), 20 millones son clandestinos, lo que arroja una cifra de 70 mil mujeres muertas cada año, según la OMS. El aborto se encuentra o absolutamente prohibido, o bien confinado a casos de violación, incesto o riesgos para la madre, en los países musulmanes, la América Latina católica, y África.

Aunque China reporta 7 millones de abortos anuales (la cifra real es mucho mayor), no tiene la tasa más alta del mundo. Este lugar lo ocupa Rumania, donde tres cuartas partes de los embarazos son terminados (igual proporción que en Nueva York o Shanghai). Rusia, el primer país del mundo que permitió el aborto (en 1920), ocupa el segundo lugar con dos de cada tres embarazos terminados. Las tasas son altas en todo el ex bloque soviético, con más de uno de cada dos embarazos terminados en la mayoría de dichas naciones.

En EEUU, Australia, Canadá, Reino Unido y gran parte de Europa Occidental, alrededor de un 15-25% de embarazos son terminados. En India, se realiza un número anual de abortos estimado en 6,4 millones (principalmente fetos femeninos), es decir, uno de cada cuatro embarazos. En muchos países africanos y musulmanes la tasa es de probablemente menos de un 5%, dice William Robert Johnston, un experto norteamericano. Pero también destaca que los datos son esquivos, y que la relación entre leglidad y realidad es débil.

Ciertamente, las tasas más mundiales más altas de aborto se encuentran en América Latina, justamente donde más se prohíbe. Los legisladores mexicanos que votaron a favor de despenalizar el aborto basaron su argumento en los efectos brutales que genera la separación entre legalidad y realidad: se estima que alrededor de 5.000 mujeres mueren cada año en América Latina a causa de abortos clandestinos insalubres o autoinfringidos, aparte de las 800.000 mujeres que han debido ser tratadas en centros hospitalarios.

Siguiendo el mismo espíritu, el nuevo ministro de salud de Brasil ha llamado a un "debate amplio" sobre el aborto, a pesar que dos tercios de la opinión pública se opone a cualquier cambio. La visita del Papa y la nueva ley mexicana han hecho aflorar fuertes sentimientos en ambos bandos. La mayoría de los colombianos, mexicanos y chilenos se oponen a legalizar el aborto. Pero en Argentina, donde se cree que cuatro de cada diez embarazos son terminados ilegalmente, más del 75% dice que puede legalizarse en ciertos casos.

Al igual que la Iglesia Católica, el islam considera que la vida es sagrada desde la concepción. Pero a diferencia del Vaticano, los pensadores musulmanes tienden a calibrar la gravedad del "pecado" de acuerdo a la etapa del embarazo: los abortos tempranos se consideran menos serios. La mayoría de los países musulmanes prohíben esta práctica a menos que la vida de la madre esté en riesgo, pero Turquía y Tunisia permiten el aborto a solicitud durante las primeras diez semanas o tres meses respectivamente.

En algunos países, los jueces se están involucrando. En mayo del año pasado, la Corte Constitucional de Colombia resolvió que una prohibición total del aborto era inconstitucional, debe permitirse en casos de violación, incesto, deformidad severa del feto o riesgo para la madre. En noviembre, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos dijo que la prohibición total del aborto en Nicaragua constituía una violación a los derechos básicos de la mujer. Y en marzo, la Corte Europea de Derechos Humanos dictaminó que los gobiernos deben facilitar el acceso de las mujeres al aborto, en los países donde sea legal.
Mientras muchos países hacen que el aborto sea más fácil, los norteamericanos pueden comenzar a moverse en la dirección opuesta. El mes pasado la Corte Suprema de EEUU ratificó una ley federal, aprobada el año 2003, que prohibía los "abortos por nacimiento parcial", un procedimiento en la etapa tardía del embarazo en que se peforaba el cráneo del feto. Algunos guardaban la esperanza, otros temían, que pudiera traducirse en un preludio de la revocación del fallo Roe v Wade, precepto que otorgó a EEUU uno de los derechos legales más contundentes del mundo a favor del aborto. Si este fallo se anulase, el aborto podría penalizarse en 30 estados. Las encuestas indican que la mitad del electorado norteamericano estaría de acuerdo.

16 comentarios:

La Palo ! dijo...

Mister Liberal.
weón! leí toooodo el papiro está ge-nial!
Yo estoy de acuerdo con el aborto, pa violaciones etc., y toas esas weás.. pero pa' condorazos tbn po
Eso es menos válido?
Onda si una mina, puta wn quedó embarazá, no tiene derecho a arreglarlo?
obvio que sí po! Santo cieeeloooo
Y en China wn, terrible, onda esa weá la encuentro atroz, prohibirle a una mujer que no tenga más de un hijo?.. horrible po, onda las reprimen, plata por hijo? asqueroso.
Oye no tenía idea que en Rusia el aborto era legal de 192O piola relajao suelto suave..Se avisparon antes jaja
Y lo de las muejres muertas igual lo encontré plop.. ni idea q eran tantas, lamentable, pero si fuera legal la weá no estarían todas haciendose abortos en condiciones insalubres y buee
a la hierba no más jajajaja, yo tomo de una q me recomedó la awela patty jajaja

Ya me dio risa..
Un beso y salud!

1
2
3
me aborté

Anónimo dijo...

Marxismo asesino, desde rusia y toda su orbita de influencia durante la Guerra Fría.

Anónimo dijo...

El artículo parece "neutral", sin embargo, con el comentario inicial sobre el caso de Miss D, a mi parecer se inclina veladamente por favorecer el aborto legal.

Al respecto deseo comentar lo siguiente:

Soy totalmente PRO-VIDA, sin embargo y por lo mismo, discrepo profundamente de la desición del Gobierno Irlandes y de sus autoridades de salud, pues en el caso de Miss D, no era necesario hacer un aborto, simplemente bastaba con adelantar el nacimiento del bebé, por medio de una cesárea a la chica, justificada por razones de salud mental, tratando al bebé con total respeto por su dignidad y su vida, dándole todos los cuidados necesarios, y luego ya la naturaleza seguiría su curso, pues la vida del niño anencefálico era de todas formas imposible y naturalmente moriría a poco de nacer, fuera tras el parto, o tras el nacimiento por cesárea.

Vale decir, en este caso el aborto era y es ABSOLUTAMENTE INNECESARIO, y con la torpe actitud de los irlandeses en este caso, tan solo se le entrega un FALSO argumento a los partidarios del aborto.

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Chile Liberal dijo...

“La torpe actitud de los irlandeses” se debe a la absurda posición pro-vida que niega el aborto, incluso cuando el feto viene deforme, pero obligan a una adolescente embarazada a tener el feto para simplemente verlo morir.
Miss D tuvo que viajar a Gran Bretaña (país más secular que Irlanda, donde los terroristas católicos recién depusieron las armas), ya que su propio país le negó la posibilidad de abortar su bebé. Recordemos que la propia Miss D (17 años) sí quería tener el hijo, y cómo no, si gracias a los pro-vida, a cada adolescente embarazada se le regala casa y sueldo para que “no aborte”. ¿El resultado? Miles de jóvenes pobres paren como conejas para vivir de las dádivas estatales, a costillas de los trabajadores que pagan 42% de sus ingresos en impuestos. Incentivos perversos, se denomina este sinsentido.

En Irlanda, se les entrega el primer martes de cada mes un cheque a las embarazadas de escasos recursos que corresponde a un subsidio para que ellas tengan dinero para alimentar y abrigar a los bebés. Todo el mundo sabe que el primer martes de cada mes los pubs en los barrios populares necesitan personal extra. Eso es lo que logra el lobby pro-vida. Fomentar la vagancia, la flojera, y el conejismo.

Pero que Miss D no pueda aborar en su propio país, porque si lo hacía generaba una “crisis constitucional” al aborar en el país que expresamente lo prohíbe, y que los pro-vida hayan querido involucrar a la policía para coartar su libertad de desplazamiento, es inaceptable.

Ya saben, Chile Liberal se declara totalmente PRO-ELECCIÓN, y cada vez que surjan noticias como la de Miss D, estaremos atentos para defender la libertad individual contra el colectivismo.

pangue dijo...

CARLOS RIQUELME

Dices: "“La torpe actitud de los irlandeses” se debe a la absurda posición pro-vida que niega el aborto, incluso cuando el feto viene deforme, pero obligan a una adolescente embarazada a tener el feto para simplemente verlo morir.
" . . . ¡¡por favor!!, ¿leiste bien lo que yo escribí?.

Gente que se equivoca en sus posiciones existe en todas las tendencias (también entre los liberales y tú mismo eres un ejemplo), por lo tanto, los provida no estamos exentos, como humanos que somos, de equivocarnos.

Sin embargo, el desear englobar a toda la gente que se declara provida, bajo el concepto de una posición errónea como la de los irlandeses, es solamente una GENERALIZACIÓN, y como la mayoría de las generalizaciones, gratuita, absurda y errónea en si misma.

Mi escrito, al cual y dicho sea de paso ¡¡NO RESPONDES!!, es una posición claramente provida, que no pretende el absurdo de "obligar" a tener una guagua para luego verla morir, como tú pretendes, y que se preocupa tanto de la salud mental de esa madre, como de la dignidad y respeto por la vida del niño anencefálico.

Con honestidad debo decirte que luego de leer varios de tus escritos y de las pretendidas "respuestas" que nos das a quienes te contradecimos, me parece que tu posición en este tema, dista mucho de ser liberal, pues un liberal verdadero, partiría por respetar las posiciones de sus contrarios; luego continuaría analizándolas en profundidad y con honestidad, para luego si las encuentra erradas, responderlas con base y argumentos sólidos, y en caso contrario, de no poder responderlas, reconocerlo y asumir que se debe cambiar el criterio previo o buscar mejores bases para sostenerlo.

Pero nada de eso haces tú, sino que simplemente te afirmas DOGMÁTICAMENTE a tus planteamientos, por más que las respuestas que te damos, los dejan en una situación bastante discutible, por decir lo menos.

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Chile Liberal dijo...

Cristián

Te contradices de una manera que me cuesa entender qué dices.

Miss D (a todo esto, un cura la atacó físicamente) NO quería u aborto. Ella SÍ quería tener su hijo (sospecho para cobrar beneficios sociales, pero es especulación), el problema es que el bebé venía deforme: sin cerebro.

¿Por qué no se hizo una cesárea? Porque la Constitución Irlandesa dice explícitamente que en Irlanda se prohíbe el aborto, y que se protege la vida del no nacido. Como no especifica qué hacer cuando hay deformidades de este tipo, no se pudo hacer un aborto a Miss D.

Mi pregunta para ti es: ¿cuál es la diferencia entre un aborto y tu propuesta de "cesárea"? Me parece que tu adelantar el nacimiento del bebé, por medio de una cesárea a la chica, justificada por razones de salud mental es un eufemismo para designar aborto.

Una vez más, se demuestra lo incoherente de la actitud del lobby pro-vida, quie pretendió incluso encarcelar a Miss D.

Si hay algo que no entiendo, clarifícamelo, pero creo que cuesta entender qué dices porque es bastante incoherente.

pangue dijo...

CARLOS

No me contradigo en absoluto, ni mucho menos soy incoherente.

Modestias aparte, tengo certeza que entre muchos defectos, algunas pocas cualides poseo, y una de ellas es mi capacidad de redacción y de exprezar con gran claridad mis ideas por escrito, así que tal vez el problema sea que tú no deseas entender lo que estoy diciendo. Pero no hay drama, me explico de nuevo.

Vamos por partes:

Dices: "Miss D (a todo esto, un cura la atacó físicamente)", mmmm, ¿en que aporta a este tema el antecedente de que la haya atacado físicamente un cura?, concentremonos en el tema de fondo, pues si es por atacar a la Iglesia podemos abrir otro blog y quizás hasta tengamos algunas criticas comunes. Pero en este caso, para mi la Iglesia no tiene nada que ver, pues en mi posición frente al aborto, EN NADA me baso de la posición de la Iglesia, aunque sin duda me alegra poder concordar con ella.

Dices: "¿Por qué no se hizo una cesárea? Porque la Constitución Irlandesa dice explícitamente que en Irlanda se prohíbe el aborto, y que se protege la vida del no nacido. Como no especifica qué hacer cuando hay deformidades de este tipo, no se pudo hacer un aborto a Miss D.".

A ver, desconozco como es y como funciona la legislación irlandesa, pero en este caso me parece que no se aplico un criterio adecuado, quizás porque la misma Miss D solo penso en el aborto y eso solicito, lo cual, obviamente, como no lo contempla la legislación de ese país, se le nego.

Mi planteamiento es completamente distinto. Lo que yo habría hecho es adelantar el nacimiento del bebé, por la vía de una cesárea, en función de proteger la salud mental de Miss D, dado que obviamente ella estaría muy afectada al saber la condición de su hijo y sin duda le sería una tortura sicológica innecesaria, el tener que esperar el parto natural en esas condiciones, teniendo presente que de cualquier forma el bebé moriría a poco de nacer. Pero el objetivo de esta cesárea no habría sido destruir al bebé, al cual se le daría toda la atención sanitaria y humanitaria que se daría a cualquier bebé nacido por esta vía, aún cuando de todas formas estaría condenado a morir por sus propias condiciones, PERO SIN INTERVENCIÓN HUMANA DESTINADA ESPECÍFICAMENTE A MATARLO . . . mucho OJO con eso.

Dices: "¿cuál es la diferencia entre un aborto y tu propuesta de "cesárea"?", ¡¡por favor!!, me extraña que me hagas una pregunta con respuesta tan obvia.

Una cesárea esta destinada exclusivamente a adelantar el parto por motivos de proteger la vida e integridad física de la madre, del propio bebé o de ambos y entregándoles a ambos toda la atención necesaria para prolongar y sostener sus vidas. En este caso que yo propongo, el objetivo habría sido proteger la salud mental de la madre, afectada por la negativa condición con que se gestaba el bebé.

El bebé igual va a morir a poco de nacer, como habría muerto si hubiera nacido de parto natural, pero a él e independientemente de su condición física, se le daría toda la atención destinada a sostener su vida, como se le daría a cualquier niño normal. Su muerte se debería a sus propias condiciones de vida, pero y me repito, NO HABRÍA NINGUNA INTERVENCIÓN HUMANA ESPECÍFICAMENTE DESTINADA A MATARLO.

En el caso del aborto, el objetivo específo es MATAR AL BEBÉ, esto nada tiene que ver con los objetivos de una cesárea.

Ahora bien, hay un tipo de aborto que se asemeja a una cesárea, es el aborto denominado HISTEROTOMÍA, pero en este caso, el objetivo es matar al niño. El procedimiento es el mismo de la cesárea, pero luego al niño se le abandona a su suerte, dejándole morir sin darle ningún tipo de atención (forma por demás CRUEL), o bien acelerando el proceso, ahogándolo echándole la placenta encima o sumergiéndolo en un balde lleno de líquido. ¿Que "humanitarios" estos métodos, no?. Y peor aún, ello se le hace a niños totalmente sanos y VÍABLES.

Como puedes darte cuenta, entre lo que yo propongo y un aborto, hay una diferencia totalmente absoluta. Y nada hay de eufemismo en mi propuesta Carlos.

Espero que ahora hayas quedado completamente claro.

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Chile Liberal dijo...

A mí me queda claro que tu propuesta de "cesárea" no es más que un aborto. Si adelantas el parto mediante intervención humana, produces la muerte del feto.

El procedimiento que tú describes es ilegal en Irlanda, por constituir un aborto. De ahí que Miss D haya tenido que viajar a un país ajeno a la tradición católica para poder solucionar su gravísimo problema. Y menos mal que es menor de edad, porque si fuese adulta, su identidad habría aparecido en la prensa mundial.

Como puedes ver, por lo que tú mismo dices, el aborto en muchos casos es absolutamente necesario.

Me dirás una cosa es matar un feto y otra distinta es hacerlo nacer para que muera por causas naturales... de algún modo, sólo para ti es algo distino. Creo que es una cuestión semántica. Ambos procedimientos son un aborto cuyo objetivo último es destruir a un feto.

El aborto, como decía correctamente Bill Clinton, debe ser seguro, legal, y poco frecuente.

Llamo a despenalizar el aborto y contemplar su legalización antes de las 28 semanas de parto, ofreciendo a la mujer terapia post-aborto, y el aborto plenamente legal en caso de malformaciones del feto, detectadas en cualquier etapa del embarazo.

Anónimo dijo...

CARLOS

Dices: "A mí me queda claro que tu propuesta de "cesárea" no es más que un aborto. Si adelantas el parto mediante intervención humana, produces la muerte del feto."

Tú tratas de forzar las cosas para acomodarlas a tus intereses y te entiendo que lo hagas. Pero eres alguien lo suficiéntemente inteligente para captar la diferencia entre hacer algo con la intención ESPECIFÍCA DE MATAR, y hacer algo sin ninguna intención de matar, pero que como consecuencia no deseada de ello y por un proceso absolutamente natural más encima, produce una muerte.

Son dos cosas claramente y TOTALMENTE DIFERENTES Carlos.

Que el procedimiento no se pueda hacer en Irlanda por ser ilegal, me parece que es exclusivamente tu interpretación de lo sucedido con Miss D. Yo apostaría a que lo que ocurrió en Irlanda en este caso, fue que el tema, como ya te dije antes, fue desde un principio MAL PLATEADO.

Dices: "Como puedes ver, por lo que tú mismo dices, el aborto en muchos casos es absolutamente necesario." . . . discúlpame Carlos, pero no vengas a poner en mi, palabras que jamás he exprezado ni insinuado siquiera. Muy por el contrario, yo afirmo taxativamente QUE EL ABORTO NUNCA ES NECESARIO.

Dices: "Me dirás una cosa es matar un feto y otra distinta es hacerlo nacer para que muera por causas naturales" . . . ¡¡por favor!!, nunca he escrito que haya que hacerlo nacer para que muera por causas naturales . . . lo que yo dije, es que se debió adelantar el parto por razones de protección de la salud e integridad sicológica de la madre. Muy distinto es el hecho de que el niño DE TODAS FORMAS va a morir, por razones naturales, a poco de nacer, ya sea ahora o más adelante. Pero yo nunca he deseado ni mucho menos propuesto, que a esa niño se le deba matar.

Mucho te voy a agradecer que NO DISTORSIONES mis palbras Carlos.

Dices: "Creo que es una cuestión semántica. Ambos procedimientos son un aborto cuyo objetivo último es destruir a un feto." . . . nuevamente te equivocas profundamente y no hay nada de diferencias semánticas en esto.

Precisamente la semántica de la palabra aborto aplicada al embarazo y cuando se hace por intervensión humana, es MATAR o actuar con la intención de MATAR. Y la semántica de CESÁREA es traer a la vida adelantando el parto natural, ¡¡¡SIN INTENCIÓN DE MATAR!!!. Repetiré por enésima vez, que el niño muere por razones naturales a poco de nacer.

Si aceptaramos tu definición de aborto para lo que propongo, entonces llegaríamos al absurdo de que todo nacimiento sería un aborto, pues todos los que nacen tendrán que morir tarde o temprano . . . ¿o no?.

Dices: "El aborto, como decía correctamente Bill Clinton, debe ser seguro, legal, y poco frecuente." . . . esto amigo Carlos, ES PARA LA RISA.

Primero, el aborto NUNCA es seguro, aunque se haga legal y en la mejor de las clínicas. SIEMPRE será una operación peligrosa, que se efectúa a una mujer sana y QUE NO LA NECESITA por razones efectivas de su salud. ¿Sabes cuantas mujeres mueren en abortos legales?, ¿sabes que riesgos físicos y sicológicos corre toda mujere en TODO tipo de aborto?. Informate antes de opinar carlos.

En segundo lugar, eso de que el aboerto sea "poco frecuente", es exactamente lo contrario de lo que se logra con su legalización, pues en todos los países del mundo donde este se legaliza, la cantidad de abortos efectuados se duplica y triplica incluso sobre la cantidad de abortos clandestinos estimados previamente . . . y eso aún no considerando que la cantidad de abortos ilegales, generalmente estás SOBREESTIMADAS.

Dices "Llamo a despenalizar el aborto", esto si que es un eufemismo . . . a lo que tú estás llamando es a LEGALIZAR EL ABORTO . . . legalizar el ASESINATO de seres INOCENTES, en el útero de la mujer.

Y eso de legalilizarlo en el caso de fetos con malformaciones . . . discúlpame Carlos, pero ¿sabes lo que planteaban los nazis?, te estás acercando peligrosamente a ello amigo.

Lo que estás diciendo es legalizar el aborto por razones EUGENÉSICAS, vale decir, la "purificación de la raza" eliminando los "malos o fallados elementos" . . . esto es jugar a DIOS amigo, a definir con potestad de no sé que, cual ser humano es más aceptable o mejor que otro . . . ¿te das cuenta cuan peligrosa y antilibertaria es tu propuesta Carlos?

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Anónimo dijo...

¡¡Vaya!!

Parece que nuestro amigo Carlos ha optado por el silencio . . .

¿Le será aplicable entonces aquello sde que el que calla otorga?.

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Chile Liberal dijo...

Yo nunca he hablado de eugenesia. Simplemente he dicho que si un feto viene defectuoso, se puede poner fin al embarazo y darle la oportunidad a la pareja de concebir a un feto sano.

Lo otro, es que te equivocas absolutamente cuando dices que los abortos aumentan. El aborto se despenalizó en EEUU en 1973. A mediados de los 80, llegaron a su punto máximo. Luego, cayeron bruscamente. Vale decir, la mejor forma de evitar los embarazos no deseados es justamente con la despenalización del aborto, ya que son los hijos de madres adolescentes los que, al no conocer una estructura familiar, tienden a tener hijos en edad prematura. El aborto no es más que el corte de este círculo vicioso.

Siguiendo un criterio pragmático y respetando la individualidad de cada persona, es imperativo despenalizar el aborto. La penalización del aborto no fue sino un invento de Pinochet.

Anónimo dijo...

CARLOS

Te agradecería que te preocuparas de informarte realmente antes de opinar y que respondas con datos concretos y no generalidades.

Antes de Roe v/s Wade, las estimaciones de aborto ilegal en USA, fluctuaban entre los 200.000 a los 500.000 abortos por año. Estimaciones que por demás, y como lo ha reconocido uno de los promotores de la legalización del aborto en ese país, el Dr. Bernard Nathanson, eran generalmente SOBREDIMENSIONADAS.

Sin embargo, inmediatamente después de la legalización, es decir al año 1974, el número de abortos supero el MILLÓN POR AÑO y en algún momento de los últimos 33 años, llegó hasta casi los DOS MILLONES por año.

Ahora, es efectivo que en los últimos años ha habido una progresiva disminución de la cantidad de abortos, lo cual según algunos ha ocurrido por una mayor oferta y conocimiento de los métodos anticoncéptivos y, según otros, porque ha habido también un progresivo aumento del reconocimiento del derecho a la vida del que está por nacer. Como sea, el hecho concreto es que pese a esta disminución, la cifra total anual de abortos en USA, continúa superando largamente el MILLÓN.

Por lo tanto, no puedes sostener que el aborto legal disminuye la cantidad de abortos, sino que claramente lo aumenta, llegando a duplicar y a veces a triplicar las estimaciones previas de aborto ilegal. Y USA es precisamente uno de los mejores ejemplos que prueba esto.

Y con lo que mencionas sobre que, te cito: "La penalización del aborto no fue sino un invento de Pinochet", muestras lamentablemente, un nuevo ejemplo de profundo desconocimiento, por no decir ignorancia, en este tema.

El aborto ha sido ilegal en Chile, es decir ha estado penalizado, ¡¡¡SIEMPRE!!! y desde muchísimo antes del Gobierno Militar.

Lo único que se cambio bajo el Mando de Pinochet, fue el hecho de que se elimino de nuestra legislación, la norma que permitía el mal llamado "aborto terapéutico", vale decir, el aborto a causa de que la vida de la madre estuviera en peligro por su embarazo.

Ese cambio en la legislación, que fue a instancias del Almirante Merino, pues el estudio que llevo a ello se hizo en su oficina legislativa, se efectuó debido a que, primero, se demostró con antecedentes MÉDICOS, que no existían razones de riesgo mortal para una mujer debidas a un embarazo, segundo, porque el avance de la medicina permitía controlar cualquier embarazo de riesgo, hasta permitir que tanto la madre como el niño pudieran sobrevivir a la etapa gestacional y, tercero, porque las estadísticas de más de 10 años a esa fecha, no registraban NI UNA SOLA SOLICITUD DE ABORTO TERAPÉUTICO en todo Chile. Vale decir, la ley era letra muerta y no se aplicaba, PUES NADIE LA PEDÍA.

¿Te das cuenta que estás argumentando en forma muy errada y demostrando un profundo desconocimiento en este tema?.

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Chile Liberal dijo...

En el caso de Miss D, ¿no estaba la salud psicológica de la madre en peligro?

Claro, me dirás, por tanto tú proponías adelantar el parto, que, según tú, no constituye "aborto", sino que simplemente "adelantar la muerte de un bebé que de todos modos no sobreviviría". Es decir, aborto.

Por último, la legislación promulgada durante la dictadura debe revisarse y ten por seguro que la penalización del aborto será la primera en eliminarse. Chile es apenas uno de los tres países de todo el orbe que prohibe el aborto bajo cualquier circunstancia. ¿Por qué?

Anónimo dijo...

CARLOS

Dices: "En el caso de Miss D, ¿no estaba la salud psicológica de la madre en peligro?" . . . por supuesto que sí lo estaba y esto lo vengo diciendo desde mi primera intervensión aquí, como justificación para aplicar cesárea, adelantando el parto y no esperar hasta el parto natural.

Pero mucho ¡¡OJO!!. No confundir el riesgo sicológico derivado de la angustia materna por llevar en su vientre a un niño que Miss D sabía no iba a sobrevivir mucho después de su nacimiento, debido a sus limitaciones físicas, con los supuestos "riesgos sicológicos" que se esgrimen en otras latitudes para justificar el ABORTO A PEDIDO.

En este caso en particular, el prolongar la agonía de la mujer no era necesario ni aconsejable y se podía evitar sin tener la intención expreza de atentar contra la vida del niño para ello.

Dices: "Claro, me dirás, por tanto tú proponías adelantar el parto, que, según tú, no constituye "aborto", sino que simplemente "adelantar la muerte de un bebé que de todos modos no sobreviviría". Es decir, aborto." . . . ¡¡NO Carlos!!, NO ES ABORTO. Por favor amigo, como no vas a poder captar la notable diferencia entre hacer una operación con la intención directa de MATAR a un bebé, de provocar su muerte, que eso es aborto; con una operación que se hace para ayudar a la madre, SALVAGUARDANDO en todo lo posible la vida del niño (todo lo contrario de pretender "adelantar su muerte" como pretendes asumir tú). Obviamente son dos cosas muy diferentes.

Ahora, que en este caso en particular, la vida del niño se extinguira a muy poco de nacer, pues la medicina NADA PUEDE HACER para prolongársela, es una cosa muy distinta a intervenir con la intención expresa de MATARLO.

Si continúas sin entenderlo, es solamente porque CERRADAMENTE no deseas hacerlo, pero no porque tú tengas la razón. En todo caso, y aunque insistas en ello, no continuaré explicándotelo más, pues si insistes, me quedara claro que simplemente NO DESEAS ACEPTAR LO OBVIO.

Dices: "Por último, la legislación promulgada durante la dictadura debe revisarse y ten por seguro que la penalización del aborto será la primera en eliminarse." . . . ¡¡Por favor, que obtuso eres Carlos!!. NO HUBO LEGISLACIÓN PROMULGADA DURANTE LA DICTADURA!! . . . solo hubo la DEROGACIÓN de una norma OBSOLETA.

¿Lees bien y entiendes lo que escribo o no Carlos?.

Sé bien que los que buscan promulgar la Ley de Aborto en Chile, utilizan como "caballito de Troya" para ENGAÑAR a la gente, lo del "aborto terapéutico". Claro, pues es fácil convencer de que el aborto es "necesario", cuando lo que está supuestamente en juego es la vida de la madre. Y mejor aún, con el pretexto de que fue la dictadura la que "injustamente derogo" dicha norma, así dicho es más fácil ENGAÑAR aún, el planteamiento resulta todavía más "convincente".

Pero y tal como te dije antes, el aborto terapéutico no es necesario pues el avance de la medicina ya supero hace rato la disyuntiva de tener que optar entre la vida del niño por nacer o la vida de la madre. Hoy en día la medicina puede salvarlos a ambos en todos los casos. Prueba de ello es que durante más de 15 años, nadie en Chile solicito un aborto terapéutico, aún existiendo la norma en nuestra legislación. Es decir, la norma ERA LETRA MUERTA.

Por lo tanto, la dictadura en este caso, no hizo nada "injusto", simplemente aplico la más elemental lógica ante los antecedentes de la ciencia médica y de la práctica, que se pusieron a disposición del legislador en ese momento.

Dices: "Chile es apenas uno de los tres países de todo el orbe que prohibe el aborto bajo cualquier circunstancia. ¿Por qué?", pues si lo es, yo simplemente afirmo ¡¡A MUCHA HONRRA!!, y si me preguntas el porque, te lo explico en pocas palabras . . . ¡¡EL ABORTO NO ES NECESARIO!!.

Primero, porque es un atentado en contra de la vida del más inocente e indefenso de los seres humanos, el que está por nacer. Esta es la peor de las violaciones a los DDHH. Segundo, porque aunque se haga en las mejores condiciones sanitarias, el aborto es una operación siempre peligrosa, que se aplica en el cuerpo de una mujer SANA y QUE NO LA NECESITA, y que puede dejar en la mujer serias consecuencias físicas (revisa por favor en la red "riesgos del aborto"), incluyendo la muerte (revisa en la red "mortalidad materna por aborto legal"), y en el 100% de los casos, deja serias secuelas sicológicas (revisa en la red "síndrome post aborto"). Tercero, porque es en todos los casos, una operación extremadamente CRUEL y SANGUINARIA, respecto del feto (revisa en la red "métodos de aborto". De hecho, más humanismo hay en el trato que se da a los animales que se sacrifican para alimentarnos, que en el que se da al pequeño ser humano en el útero, cuando se le aborta). Cuarto, porque el aborto también causa serios trastornos sicológicos en el personal médico y sanitario que trabaja en esta cruenta e inhumana actividad (busca en la red y encontraras muchos tstimonios de ello).

¡¡En fin!!, no deseo alargarme más, pero allí tienes un breve compendio de algunas de las muchas razones que se pueden esgrimir en contra de esta INHUMANA operación.

Un saludo

Cristian Muñoz P.

luigichido dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
luigichido dijo...

Carlos:

Tienes toda la razón: lo que propone Cristian es un aborto,pero ¡abriendo en canal a la pobre chica!, todo ello para que no se piense que nosotros matamos a la criatura fetal, sino que "llegó un angelito y se llevó su alma".