sábado, 10 de mayo de 2008

Bolivia no da para MAS

"El socialismo es la filosofía del fracaso, el credo del ignorante y el evangelio del envidioso, su única virtud es la distribución igualitaria de la miseria."

Winston Churchill.




Evo Morales ha respetado el estado de derecho, no así los autonomistas. Pero el 2011 el Movimiento al Socialismo (MAS) no debe continuar

El análisis de Chile Liberal se basa en el respeto al imperio de la ley (rule of law), así como el respeto y fomento a las libertades económicas que conducen a la construcción de una sociedad abierta y próspera. Por ello planteo ciertos resquemores frente al referéndum celebrado en Santa Cruz. Para entender la situación boliviana es necesario comprender que aquí está en juego el control sobre las ricas reservas de hidrocarburos situadas justamente en la zona este del país. Como pueden ver en el mapa (derecha), es la zona de los hidrocarburos la misma que pretende autonomía. Es, además, la zona más blanca o mestiza en el país con la mayor poblcación indígena de América Latina.

El ex presidente Mesa aplicó un 50% de impuestos y royalties a los hidrocarburos: culminó abruptamente su gobierno en medio de una violenta revuelta popular porque la turba enfurecida quería nacionalizar por completo. El líder de las protestas era un dirigente campesino de origen aymara llamado Evo Morales. Hoy en la presidencia ha moderado su postura, y si bien ha nacionalizado gran parte de los hidrocarburos, paradójicamente no ha nacionalizado por completo, ni tampoco aplicó el 82% de impuesto que pretendió inicialmente sino que rebajó la cifra a un 50%... lo mismo que pretendía Carlos Mesa. Más allá de demostrar estupidez, deja manifiesta una faceta poco explorada del presidente Boliviano: su pragmatismo.

Desde siempre los cruzeños han querido gozar de mayor autonomía para explotar y vender sus recursos. Pero el temor al socialismo extremo de Morales les ha incitado a organizar un referéndum que no contó con el apoyo de la OEA, y que fue ilegal. La oposición boliviana ahora ha desafiado al presidente a una justa electoral, o sea, a otro referéndum donde se decidirá la continuidad de Morales. La moción pudo ser vetada por el mandatario pero éste aceptó el desafío. Este mecanismo es plenamente constitucional y fue establecido en la nueva carta fundamental que ha aprobado recientemente la Asamblea Constituyente. Si todo esto significa alimentos y trabajo para los bolivianos, no está claro.

La oposición parece querer derrocar a Morales lo más pronto posible. Han caído en un error. El ex líder cocalero cuenta con un mandato popular obtenido a partir de un 53% de apoyo en las elecciones del 2005. Las estatizaciones han sido menos drásticas de lo anticipado, y así todo, Repsol, Total, BG y Petrobras han seguido en operaciones, ahora en "alianza" con Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), la empresa estatal. Es decir, no se produjo una fuga.

La nueva constitución pretende eliminar las restricciones a la reelección del presidente. La oposición debe enfocar sus esfuerzos en evitar que Morales se engolosine con el poder, y procurar que lo abandone en enero del 2011. Pretender quitarle el piso ahora a uno de los líderes de la revista TIME puede ser contraproducente.

El presidente aymara de Bolivia comete un gran error al querer deshacer los logros económicos que obtuvo el ex presidente Sánchez de Lozada, quien impulsó las privatizaciones y ordenó la economía. Bolivia ha controlado la hiperinflación y por fin se ha anotado algunos traspasos pacíficos del poder, algo inusual en su turbulenta historia. Esta no es hora de nacionalizar, por mucho que el presidente crea que al pasar la propiedad de las empresas a manos estatales los beneficios los percibirán los más pobres. Si el estado controla la economía, un país subdesarrollado y con altos índices de analfabetismo se corrompe. Las necesarios capitales extranjeros pueden sortear las anacrónicas estructuras financieras de cualquier país, pero no así la corrupción. Mucho mejor sería que el estado boliviano se dedicase a encontrar una fórmula para inyectar los recursos obtenidos de los royalties en favor de una infraestructura decente y de un sistema educacional primario que logre las tasas mínimas de alfabetismo, y cuando la economía avance la educación debe privatizarse por completo. Pero desgraciadamente Morales no ha progresado lo suficiente y su país ha descendido en el ránking de libertad económica desde que asumió la primera magistratura (ver gráfico a continuación). El desafío que tiene por delante demanda de una buena dosis de pragmatismo que no encontrará en sus inspiradores, el dogmático y populista líder venezolano Hugo Chávez o en el momificado Fidel Castro.



Políticamente hablando, Morales ha acertado en crear una Asamblea Constituyente encargada de redactar una nueva constitución. Desgraciadamente, la oposición no ha participado del debate. Bolivia necesita abandonar el camino del centralismo, tan típico de iberoamérica, y si necesitan refundar el país, debe hacerse con altura de miras. Probablemente la nueva constitución ayude a dicha tarea, si bien estos documentos son por lo general bastante inútiles. En Chile recordemos que la constitución se redactó unilateralmente por parte del gobierno militar, fue aprobada en elecciones truchas y fue diseñada a la medida de Augusto Pinochet. Bolivia ha hecho lo correcto, pero el ambiente crispado de su debate nacional le impide la serenidad necesaria para encontrar el equilibrio.

Recomendaciones a Bolivia
Morales debe alejarse de Chávez, de hecho, puede él servir como interlocutor entre las izquierdas más moderadas (Lula, Bachelet) y el bastión dogmático de Chávez y Castro. Él debe entender que su país necesita inmensos capitales para explotar eficazmente sus inmensos recursos. Bolivia no cuenta con el capital humano ni con el dinero, y no debe ahuyentar las inversiones, todo lo contrario. Una estructura federal, en desmedro de un control absoluto desde La Paz, es la lección que debe aprender del referéndum. Y una vez establecidas las políticas tributarias, no deben cambiarse: nada irrita más a los inversionistas que la inestabilidad.

Ningún país ha superado la pobreza gracias al estatismo. La libertad económica es la que demanda libertades políticas, no los decretos ni las constituciones. Sin embargo, considerando las enormes deficiencias educacionales y de infraestructura (¿cómo exportar sin carreteras?), probablemente sea mejor tolerar cierto grado de intervención estatal. Cómo compatibilizar lo anterior con un control sobre la corrupción es una tarea titánica (recursos educacionales robados, coimas, hospitales de Curepto, etc, los chilenos hemos vivido en carne propia), y necesita de una oposición constructiva y decidida a explicar clara e inteligentemente los mecanismos de mercado a los votantes. El apego a las leyes y al estado de derecho es fundamental, así como mantener alejada a la iglesia de Roma para evitar sus intervencionsimos indebidos.

Es posible que el 2011 la oposición reclame ante la OEA porque Evo Morales desea aferrarse al poder por otro periodo. Será entonces cuando les reprocharán que no tienen autoridad moral, y les sacarán en cara el referéndum de Santa Cruz (y su 44% de abstención).


Nota:
Se invita a votar en la encuesta situada en la parte superior de la barra lateral

Documentación
The Economist, Backgrounders: Bolivia
BBC Mundo: Laberinto Boliviano
The Heritage Foundation: Index of Economic Freedom, Bolivia

37 comentarios:

Su Excelencia dijo...

Evo aprobó su "constitución" violando los mecanismos constitucionales establecidos. Como su derrocamiento de Sánchez de Losada, la "constitución" de Evo es un acto de fuerza. Tiene tanta legitimidad como la constitución pinochetista del 80.

La oposición democrática boliviana tiene toda la razón. Si el fascismo colla quiere destruir su país, que lo haga solito y no arrastre al abismo a sus compatriotas más sensatos.


"Cuando en el curso de los acontecimientos humanos se hace necesario para un pueblo disolver los vínculos políticos que lo han ligado a otro y tomar entre las naciones de la tierra el puesto separado e igual a que las leyes de la naturaleza y el Dios de esa naturaleza le dan derecho, un justo respeto al juicio de la humanidad exige que declare las causas que lo impulsan a la separación.
- Thomas Jefferson

Montserrat Nicolás dijo...

mr. liberal:
nooooooo. et tu liberal.
no caigas en la tontera de que morales está de la mano de chavez...
please.

se la sabe por libro.

es como decir que bachelet está auspiciada por bush.

mish.

bests-

Chile Liberal dijo...

@Su Excelencia: Si la oposición logra derrocar a Morales en la próxima elección presidencial, entonces aplaudiré. Pero por ahora Morales no es un tirano, sino un líder con un mandato. Ahora se ha sometido al escrutinio popular... creo que es demasiado pronto.

Si el hambre y la miseria causa estragos en Bolivia, pues que el pueblo sufra las consecuencias de su desatino. La gente debe hacerse responsable por lo que vota.

@Montse: justamente pretendía rescatar la faceta pragmática de Morales, quien proviene de un ambiente sindical donde es valioso lograr acuerdos, que de un ideologismo intransigente de Chávez.

Anónimo dijo...

Siguiendo con más éxito el ejemplo de su Amito, el yanacona Morales no tuvo ningún problema en derrocar violentamente a varios presidentes constitucionales.

Por otra parte, el vasallo bolivariano hace rato que cruzó el umbral de la tiranía, con la ilegal aprobación de una constitución tan mula como la de Pinochet y el matonaje oficial de sus Camisas Pardas.

Y a pesar de todo lo anterior, nadie pide derrocar al sátrapa. Una vez que las zonas civilizadas de Bolivia se autonomicen, si los collas quieren conservar a su Duce será problema de ellos (y sólo de ellos). Lo más probable es que el digno sucesor de García Meza termine colgado de un farol.

Montserrat Nicolás dijo...

mr. liberal:
qué forma de atraer a gente que no sabe hilar muy fino (incl. mois)...

musho loquito suelto.

bests-

Chile Liberal dijo...

Es cierto que el degollamiento de los perros por parte de los "Ponchos Rojos" fue un acto que excede mi capacidad de comprensión.

Por lo que veo hasta ahora en la encuesta, la mayoría de los lectores de este blog quiere sacar a Morales cuanto antes. Al menos se llevará a cabo una elección donde aquello puede ocurrir por medios pacíficos.

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

En el problema boliviano hay una paradoja, que tiene relación con le legitimidad política de la democracia para unos asuntos y no para otros.

La mayor paradoja es que, el golpismo solpapado no lo propicia Morales -que si fuera un termocéfalo e inconciente, podría perfectamente llamar a la población indigena a las armas y armar una revolución total- sino aquellos que dicen defender la democracia, y que buscan desautorizar al presidente a través de un referendum que tiene más uso político que administrativo.

Morales fue electo democráticamente, y en su pragmatismo ha tratado de mantener el estado de derecho, aún cuando quiere propiciar reformas sociales de carácter inclusivo, sólo para no alterar a la minoría blanca boliviana, que paradojalmente controla la mayor parte de la tierra -no por mérito sino por herencia-.

En este sentido, debe quedar claro que los problemas de pobreza y desigualdad y exclusión son de larga data en Bolivia, incluso antes de la llegada del MNR al poder; y quienes culpan a Morales, o tienen amnesia o no saben mucho acerca de Bolivia.

El más democrático en esto ha sido Morales, que incluso llama a referendum para ver su continuidad. Los golpistas, los sediciosos, ya sabemos de que lado están, sólo para mantener "sus granjerías y privilegios".


La paradoja central de esto,

Chile Liberal dijo...

@Jorge: no olvidemos que el propio Morales contribuyó a desestabilizar a Mesa, que ha incitado a grupos de odio y ha empleado un lenguaje odioso.

El problema es que hay muy pocos decididos a atenerse a las reglas. El espíritu del debate y "juego limpio" son ampliamente desconocidos. Todos quieren cambiar la Constitución de cada país latinoamericano.

Sin embargo, me parece contraproducente sacar ahora a Morales. Quiero jugar con las reglas y esperar a sacarlo el 2011, cuando corresponde.

Su Excelencia dijo...

Como Hitler (y como el alumno de éste, Chávez), Evo Morales está dando un golpe de Estado en cuotas. Nazi Seizure of Power describe en detalle los planes de los socialdemócratas para defender la democracia de un golpe de estado nacional-socialista.

Pero Hitler que, como Chávez, había fracasado en una intentona golpista, fue más astuto. Caminó a la tiranía en pequeños pasos, ninguno de los cuales, individualmente, era "lo suficientemente importante" como para justificar un levantamiento libertario. Los preparativos del SPD fueron ahogados como un sapo en agua caliente, y fue necesaria una guerra para liberar a Alemania del yugo nacionalsocialista. Y probablemente sea necesaria otra guerra para liberar a Venezuela del yugo nacionalsocialista.

Que no pase lo mismo en Bolivia. A veces, la paciencia de los democratas es un defecto.

Montserrat Nicolás dijo...

Una sabe q hay genios sueltos cuando pasan de un aymara, por chavez y caen en Hitler. En menos de dos frases.

Lo triste del asunto es q creen q hay un hombre, un lider q puede cambiar la historia.

hitler no hizo de alemania un país rascista y fascista. ya lo era. solo puso el violin.

lo mismo pasa en vene boli y chile etc...la "gente" elige su gobernantes.

si una le gusta o no, es problema de prioridades y altamente personales.

dejen la histeria para los histéricos.

saludines y Mr Liberal -no puedo creer q no comentastes sobre el nuevo mapa q propongo-

mish.

:-)

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Me genera serias dudas el concepto de "levantamiento libertario" del que habla "Su excelencia".

Un supuesto levantamiento libertario puede disfrazar los afanes conservadores, pro statu quo de clases y sectores oligarcas, las intenciones de poder de sectores intermedios, las intenciones de conquista y dominio de una potencia extranjera.

Me llena de sospechas en ese sentido hablar de levantamiento libertario en cuanto a Bolivia.
¿Quiénes deberían llevarlo a cabo…los indígenas subyugados desde hace más de 400 años, los pocos blancos que han mantenido subyugados a los primeros…?

En lo personal, creo que los oligarcas de Bolivia quieren mantener todo tal cuál, sin cambios, sin avances, sin reformas, sin estabilidad, porque en definitiva esa ha sido la base de su dominio.

Si el indígena se educa, exige derechos, confronta, se fortalece…y eso ya es riesgo para quieres tienen el poder de la tierra, aún siendo minoría. Peor si el indígena, incluso el mestizo llega a ser Presidente…el riesgo es mayor, por eso quieren sacar a Evo Morales, camuflando el golpismo de antaño, con el discurso de la autonomía…

El levantamiento libertario lleva el riesgo de traer consigo del dilema rousseaniano de OBLIGAR A SER LIBRE. Acá en Chile también se nos hablo de un levantamiento libertario…pero nos dejaron una democracia tutelada.

Chile Liberal dijo...

@Montse: sobre el el mapa que propones, pensé que era el mapa de Andesia, la república que quería fundar Vicente Huidobro (y también presidirla).

Soy un gran admirador de Huidobro.

@Jorge: me imagino que Su Excelencia hace referencia al levantamiento libertario al derecho que tiene un pueblo a rebelarse contra un tirano. Ya se ha discutido en este blog el tiranicidio y el derecho a la rebelión, concebido en la Revolución Francesa como parte de la Declaración de los derechos del hombre y el ciudadano, y consagrado en la Constitución Americana. Ambas pueden considerarse "levantamientos libertarios", aunque preferiría que Su Excelencia elabore.

Kant y Hegel también se han referido al respecto.

Su Excelencia dijo...

El Sr. Gómez Arismendi asume que los objetivos declarados del gobierno de Evo Morales son (a) sus objetivos reales y (b) el resultado probable de sus acciones. Ninguno de estos "leaps of faith" se ve verificado por los hechos.

El resentimiento del colla boliviano contra sus opresores está plenamente justificado. Pero no son los granjeros y petroleros del Oriente los que oprimen al colla. Son los políticos que se han beneficiado con la demagogia y la corrupción, Evo Morales incluído. Es Evo Morales quien encarna el rechazo a las reformas, en beneficio "pro statu quo de clases y sectores oligarcas, las intenciones de poder de sectores intermedios, las intenciones de conquista y dominio de una potencia extranjera", Venezuela.

Por otro lado, es evidente que las acciones del gobierno de Evo, lejos de beneficiar a los collas, están impidiendo que los recursos naturales bolivianos los beneficien. El gas y el petróleo siguen ahí, sin explotar, mientras que la agricultura está siendo arruinada por una política estúpida y contraproducente.

Y a pedido del dueño de este blog, el ejemplo más cercano que se me ocurre de levantamiento libertario es el de Costa Rica en 1948.

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

-Carlos, conozco perfectamente la Teoría con respecto al derecho a rebelión del pueblo, desde Locke, Kant, Hegel y Marx.

Pero en la práctica eso dista mucho de ser tal cual, considerando que las pugnas de poder entre los grupos siempre genera efectos "no esperados".

El ejemplo de la revolución cubana es claro en ese sentido.

-Su excelencia (soy jacobino asi que te cortaría la cabeza):
La oligarquía no sólo controla la tierra, también controla la política.

Por lo mismo, el sistema político boliviano que eleva los costos de negociación es funcional al dominio de dichos sectores, pues inhibe la inclusión y por lo tanto mantiene a las elites (ojo con el concepto) con el control total del sistema y de la población mayoritariamente indígena, a través de la demagogia.

La corrupción es efecto de ese anquilosamiento histórico, pues al no existir competencia política, las elites no tienen incentivos para mejorar su gestión administrativa, y menos para incluir a los índigenas como actores políticos.

Su Excelencia dijo...

El bolivariano Sr. Gómez Arismendi puede intentar cortar la excelente cabeza de Mi Excelencia cuando guste. Su prosa y su fotografía muestran a un intelectual especializado en materias tan poco lucrativas como poco útiles, más que a un guerrero revolucionario. Pero a veces las apariencias engañan.

"Fue por lana y salió trasquilado." -Juan Martínez Villergas

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Jajaja. Se Excelencia parece demostrar falta de humor y sobre todo de argumentos.

Era broma lo de cortarle la cabeza.
En todo caso, no soy bolivariano, pero tampoco defiendo a los oligarcas.

Por otro lado, está mi foto y mi nombre, y no me escondo en un nombre rídiculo como "su excelencia"

Su Excelencia dijo...

El Sr. Gómez Arismendi no parece percibir la fina ironía que trasunta cada palabra escrita por Mi Excelencia. Probablemente tampoco perciba el efecto cómico que provoca una jerga pretenciosa salpicada de faltas de ortografía, p. ej., "laizzes faire".

Es obvio que ciertas carreras y ciertas "universidades" no atraen a lo más granado de los aspirantes. Quienes luego intentan ocultar su inferioridad intelectual con la cantinela de que no son "oligarcas". En efecto, no son oligarcas. Y por mucho que lo intenten, nunca podrán ser, no ya oligarcas, sino profesionales de clase media con un ingreso decente.

Lucrecia dijo...

tengo una pregunta ChileLiberal, de donde obtienes las graficas y las estadisticas de libertad...
me gustaría saber como obtienen esos datos

saludos

Chile Liberal dijo...

@Lucky: ve la sección Documentación que puse al final del documento, y que para tu comodidad te vuelvo a copiar a continuación. Los datos son del Heritage Foundation, y primer mapa, segundo mapa mapa de The Economist.


Documentación
The Economist, Backgrounders: Bolivia
BBC Mundo: Laberinto Boliviano
The Heritage Foundation: Index of Economic Freedom, Bolivia

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Su excelencia?: Contradictorio su razonar, cuando probablemente defiende la privatizacion de la educación...pero bueno, no se puede esperar mucho de alguien que usa un nombre ridículo, es anónimo y además se da el trabajo de buscar faltas de ortografía para poder rebatir...
Bastante tiempo debe tener...Verdad que usted se dedica a actividades lucrativas y productivas...será narcotraficante...

Un error ortográfico lo comete cualquiera...Al parecer se cree de alcurnia, de alta intelectualidad, y lo más probable es que su anónimo apodo, sea una forma de ocultar sus enormes carencias, a todo nivel.

En cuanto a la universidades y carreras...por años quienes nos han gobernado y han tomad las decisiones en este país han sido profesionales de universidades y carreras a las que usted les lame los pies o les suplica atención...y sin embargo, seguimos siendo subdesarrollados.

Su Excelencia dijo...

El apoyo de Mi Excelencia a la privatización de la educación no se basa en la falacia de que todas las universidades privadas son buenas. Por el contrario, sería el colmo que el dinero de todos los chilenos subsidiara a entidades como las "Universidades" Santo Tomás o ARCIS (bueno, esta última es subsidiada con el dinero de todos los venezolanos). Además, tales "Universidades" sirven a un mercado legítimo: el de aquéllos demasiado tontos como para ingresar a una universidad de verdad, y demasiado flojos como para ejercer algún oficio útil.

Desde luego, el mercado laboral es cruel con estos especímenes, lo que explica su resentimiento contra quienes ejercemos actividades lucrativas y productivas. Pero, a pesar de su amarga queja contra el gobierno de los más dotados, cuando los mediocres "intelectuales" de universidades ídem han ejercido el poder, los resultados han sido, digamos, discretos.

Por último, aclarar que Mi Excelencia no busca faltas de ortografía en la prosa ajena. Pero cuando dichas faltas, por su número y bestialidad, asaltan los sentidos del lector, es imposible no notarlas.

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Su excelencia ¿Qué hace usted, a qué dedica su tiempo extremadamente libre?

¿Cuál es su lucrativa actividad, su oficio útil?

Más aún que entiende por actividad lucrativa y oficio útil.

Quizás sea un gigolo, y por eso es anónimo...lo que obviamente significa que también es cobarde.

Su Excelencia dijo...

El Sr. Gómez Arismendi interroga a Mi Excelencia con curiosidad de vieja copuchenta y diligencia de inspector de Impuestos Internos. Desde luego, la información que solicita el aspirante a plumífero no es de su incumbencia. Sin embargo, en su infinita magnanimidad, Mi Excelencia ha condescendido a responder al mequetrefe.

Mi Excelencia ejerce una profesión de aquéllas que requieren un puntaje de corte que supera en más del 50% al de la carrera del Sr. Gómez Arismendi. En pago por tan eminente actividad, Mi Excelencia recibe una remuneración de varios millones de pesos mensuales. Cifra que el Sr. Gómez Arismendi estaría feliz de percibir en todo el año y que, sin embargo, representa sólo una pequeña fracción de los beneficios que los servicios de Mi Excelencia reportan a sus clientes.

Lo anterior es un ejemplo de actividad lucrativa, además de útil a la sociedad. Por oficio útil, en cambio, entendemos aquellas actividades más modestas, como la plomería o la carpintería, pero cuya remuneración probablemente supera con creces la que percibe el Sr. Gómez Arismendi (por no hablar de su utilidad social).

Finalmente, cabe acotar que Mi Excelencia prefiere mantener el anonimato, para proseguir su heroica cruzada contra el fascismo bolivariano y sus Quislings locales.

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Jajajaja. Ya su excelencia, quedese en su mundo de fantasía, y siga creyendo sus cuentos. Dime de que alardeas y te diré de qué careces.

Ya me quedó claro que es un don nadie, cobarde, por algo es anónimo, no dice lo que hace realmente, apelando a que no es de mi incumbencia (pero para él es incumbente lo que supone, hacen sus interlocutores) y ante la falta de argumentos, como se aprecia en sus comentarios, recurre a las falacias de todo tipo.

Ya su excelencia(debe ser el rey de los w...)al menos eso lo reconoce.

Chile Liberal dijo...

Ante los desatinos de Evo, la Unión Europea ha reclamado. Recordemos que es importante que Bolivia asegure la entrada de capitales y se ajuste de derecho.

Su Excelencia dijo...

Lamentamos que las Verdades emitidas por Mi Excelencia no hayan satisfecho el voyeurismo del Sr. Gómez Arismendi. Bajo el periodista frustrado, quizá se esconde un sapo de la Policía Política chavista, también frustrado.

Pero tras interminables rodeos, ataques ad hominem y demostraciones de una mediocridad -paradójicamente- excepcional, el Sr. Gómez Arismendi se acuerda de los argumentos. En su caso, éstos se reducen a:
1. Los opositores a Evo Morales son "oligarcas" que oprimen al indio. Porque sí.
2. Evo es un gran gobernante, de límpida trayectoria democrática, al margen de los resultados desastrosos de su gestión.
3. Chile estaría mucho mejor si, en lugar de gente inteligente y con buena formación, estuviera al mando de mediocres egresados de universidades mulas. Por ejemplo, él mismo.

Lo que puede hacer un cartón "universitario" en manos de un huevón de 450 puntos...

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Su Excelencia (veo que le afecto que lo consideren el rey de los hue):
Lamento decirle que tiene una confusión tremenda en su pobre y acomplejada cabeza.
En primer lugar, verdades no dijo ninguna, ni siquiera con respecto a usted mismo, eso es lo peor.(Aún cuando su pobre cabecita lo crea).

En segundo lugar, si fuera tan inteligente, no seguiría está discusión futil, menos se sentiría ofendido por mi poco inteligente y capacitada persona.
Lo anterior no sólo denota que la inteligencia que supone tener es cuestionable, sino también que claramente tiene mentalidad de, y digámoslo tal cual, pendejo (léase acomplejado, con miedo a ser menos, probablemente arribista, etc)..

En tercer lugar, y esto denota su ignorancia, es que la PAA, PSU o como quiera llamarla su merced, jamás ha sido un test que mide inteligencia. Ya el hecho de comparar supuestos puntajes con inteligencia denota falta de ésta última.

En cuarto lugar, no me diga que también es psicólogo y adivino, que genial es usted, rey de los hue...Ahora sabe si alguien tiene frustraciones o no a través del blog. Debería gobernarnos su excelencia, este mundo sería otro.

Por último, su falta de raciocinio lo lleva incluso a entender mal los argumentos, incluso a imaginarlos al decir por ejemplo, que uno de mis argumentos es que: Evo es un gran gobernante.

Quédese pateando la perra, rey de los hueones...

Su Excelencia dijo...

Los intelectuales sin talento intentan ocultar este hecho con una prosa oscura, confusa, salpicada de jerga como "laizzes faire" (sic). Tienen la ilusión, pobrecitos, de que si son ininteligibles pasarán por inteligentes. Por eso, nada los enfurece tanto como ver sus "ideas" expuestas en forma clara y sencilla, sin adornos, fulgurantes en su estupidez. Y por la misma razón, abominan de cualquier medición objetiva que ponga de manifiesto su escasa inteligencia.

De ahí la pataleta de Jorgito "450" Gómez Arismendi. Y de ahí que el 450 quiera una Revolución, un sistema nuevo donde el ardor al servicio de la tiranía reemplace al talento.


"Ardo en deseos de matar a este $%#!" -atribuido a Gerardo Rocha, padre intelectual de la "Universidad" Santo Tomás

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Rey de los hue...: Veo que no eres muy inteligente, en ningún sentido.

Tu complejo de superioridad te enceguece, y entonces extrañamente sigues discutiendo con alguien que consideras inferior. Vaya inteligencia.

Más encima, citas wikipedia, la enciclopedia confiable. Probablemente también eres asiduo consultor del rincón del vago.

En todo caso, tu planteamiento denota un alto desconocimiento sobre epistemología básica (Yo fui ayudante y a la fecha lo soy, de un profesor de la Chile y la Usach en ésta materia -Debe ser que soy poco inteligente-).

En cuanto a la PAA y sus mediciones objetivas, sería bueno que se informara más antes de hablar necedades y leyera otras cosas: http://www.dii.uchile.cl/~revista/ArticulosVol4-N2/233-247%2004-Cas%20y%20col.pdf.

Su excelencia, COMPLEJO DE SUPERIORIDAD, como no me burlo de personas como tú, que se sienten menos y buscan esconder su propia percepción de inferioridad con la pretensión de ser superior a los demás en algún aspecto, adoptando posturas prepotentes o arrogantes, cuan Napoleón…dejaré de discutir contigo, para no profundizar más aún ese complejo que te afecta. Te recomiendo ir al psicólogo en todo caso.

PD: En todo caso, bien “chanta” colocar como link a su ridículo nombre, el sitio del MIT, donde también trabaja Noam Chomsky, profesor del departamento de Lingüística y Filosofía. Lo más probable es que con tu complejo, también lo consideres “un intelectual especializado en materias tan poco lucrativas como poco útiles”.

En cuanto a su ardor, quizás ese complejo de superioridad tiene su raíz en una carencia de este tipo.

Chile Liberal dijo...

@Jorge: en este comentario Su Excelencia te acusa de sostener lo siguiente:

"1. Los opositores a Evo Morales son "oligarcas" que oprimen al indio. Porque sí."

Considerando que es evidente que en todos tus escritos (que sí adolecen de faltas de ortografía) abordas el tema de la opresión de las élites/oligarquías, me gustaría que te hicieses cargo de la acusación de marras y explicases porqué crees tú que la supuesta aristocracia cruceña oprime al resto. Me imagino que alegarás algo más profundo que un mero "es para aprovecharse del resto", etc. Me gustaría saber tu opinión sobre el origen mismo de las oligarquía boliviana.

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Chile Liberal: no sabía que eras tan fanático de mis escritos como para decir en TODOS (vaya que has leído) y menos que eras abogado de otros.
No obstante, como no me preocupan esas niñerías - y tampoco te indicaré tus propias faltas ortográficas- sí te responderé con respecto a Bolivia.

Para entender ésto, debemos tomar en cuenta dos períodos esenciales:
1952-1982, de alta inestabilidad política. Aún cuando entre el 52`y el 64´ hubo un régimen constitucional populista a manos del MNR.
1985-2003: Democracia pactada.

Los actores que se disputaban el poder en el primer período eran campesinos, mineros (cuyos votos estaban cooptados por un sistema clientelar muy similar al que hubo en Chile con el voto campesino), la neoligarquía (el concepto lo usó mi profesora Stephanie Alenda y otros autores), estadounidenses y cruceños.
Durante este tiempo, el sujeto indígena no es considerado un actor político activo, sino instrumental.

La oligarquía (Rosca), con los barones del estaño, no quieren que Paz Estenssoro acceda al poder, aunque el Congreso ya había elegido al presidente, y se instala una junta militar apoyada por la Rosca, que posteriormente es derrocada por el mismo Paz Estenssoro junto al MNR.

Se constituye entonces una elite contraria a la Rosca, que posteriormente daría paso a una nueva burguesía compuesta por la elite sindical, que generaría una serie de faccionalizaciones al interior del MNR, generando la división de Bolivia en enclaves.

De estas pugnas de poder entre las elites, derivan los diversos golpes de estado y gobiernos civiles entre 1978 y 1982.

A partir de 1985, se abre el ciclo de la democracia pactada, entre el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), el Movimiento de la Izquierda Revolucionaria (MIR) y la Acción Democrática Nacionalista (ADN) de Hugo Banzer.

Jean-Pierre Lavaud (El embrollo boliviano, turbulencias sociales y desplazamientos políticos) habla de la recomposición de una neo-oligarquía junto con la vuelta a la democracia, lo cual se explicaría tanto por la desaparición de los militares como por el debilitamiento del movimiento sindical.

Desde 1982, todos los gobiernos han sido involucrados, de alguna forma, en escándalos ligados al narcotráfico (salvo la administración Banzer, manchada por otros casos de corrupción).

El sujeto indígena como actor político, con sus reivindicaciones y sus propios representantes surge recién el 2002, lo que se venía incubando desde el cierre de numerosas minas en 1985, que produjo el traslado de la tradición de lucha minera a la zona del Chapare en Cochabamba.

Esa estructura excluyente es la que los sectores que tradicionalmente han controlado la política boliviana buscan mantener. Partiendo desde el simple hecho de tratar de mono a su presidente, lo que denota un claro racismo y menosprecio contra el índigena en general.

Su Excelencia dijo...

Jorgito "450" Gómez Arismendi se explaya interminablemente. Hace imputaciones ad hominem absurdas, expone una patética ayudantía universitaria como gran logro (bueno, para él tal vez lo sea) y, una vez más, le echa la culpa al empedrado de su cojera mental. Pero, como dicen los argentinos, no se le cae ni una sola idea.

Y tras una plúmbea exposición de historia bolivariana, perdón, boliviana, seguimos sin saber por qué los opositores a Evo Morales son unos oligarcas opresores.


PD. Si bien ninguna de las clases que Mi Excelencia tomó en MIT fue con el Profesor Chomsky, estamos seguros de que dicha eminencia lucra bastante más con sus clases que el 450 con su ayudantía. Y de que su aporte a la sociedad es infinitamente superior al de un bicho que se limita a vomitar propaganda chavista en una jerga tan pretenciosa como mal escrita.

Anónimo dijo...

Su excelencia, y a tí quién te auspicia...

Roberto

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Para que entiendan preescolares y acomplejados:

El marco institucional que constituía la democracia pactada donde los partidos políticos hegemónicos, Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR) y la Alianza Democrática Nacional (ADN) desarrollaron su dominio, y los mecanismos de control social (clientelismo en esencia) revelaron sus límites.

Ni siquiera la ley pudo mejorar el funcionamiento interno de los partidos políticos, que siguen siendo organizaciones patrimoniales y caudillistas.
Este marco institucional se veía claramente reflejado en la Constitución boliviana, que establecía que si ningún candidato alcanzaba la mitad más uno de los votos, el presidente debía ser electo por el Congreso, lo que obligaba a negociar alianzas entre partidos después de una elección, para obtener la mayoría en el parlamento.
Lo anterior, hizo que los partidos políticos perdieran credibilidad, y el sistema electoral perdiera legitimidad.

“La conjunción de estos dos fenómenos –el creciente descrédito de la clase política y el aumento del poder de las organizaciones sociales llevó a la aparición de una nueva elite política, cuyo mascarón de proa y principal aglutinador era Evo Morales.” Jean-Pierre Lavaud en Bolivia ¿Un futuro político hipotecado?

Lo anterior se vio acrecentado cuando en julio de 2004, Carlos Mesa puso fin al monopolio de los partidos políticos y permitió las candidaturas de postulantes presentados por agrupaciones ciudadanas o pueblos indígenas, lo que influyó en que partidos tradicionales como el MIR y la ADN desaparecieran.

Humberto Caspa, Ph.D. Profesor de economía política en la Universidad Estatal de California San Marcos, con respecto al tema de la autonomía de Santa Cruz, que ya se venía gestando desde el gobierno de Meza, fue claro en decir que:

“la autonomía regional de los ciudadanos cruceños es paradójicamente democrática e inconstitucional. Fue un proyecto empujado desde “arriba”, desde la extrema derecha de ese país para desvincular las reservas naturales del petróleo, de plata y agricultura, de una fuerza política de izquierda que se ha ido gestando en su “capital”, La Paz.”
“Lo que ocurrió en Santa Cruz, a pesar de haber sido uno legítimamente constituido, giró sobre la báscula del capital internacional y una neoligarquía reseca de latifundistas de esa zona limítrofe con Brasil.”

Su Excelencia dijo...

O sea, los demócratas bolivianos son "oligarcas" opresores porque lo dijo Humbertito Caspa, profesor menos que mediocre de una universidad mediocre, más notado por su activismo "antineoliberal" que por su sapiencia.

El gobierno de Chávez se había convertido en una alternativa diferente a las políticas salvajes del neoliberalismo económico estadounidense... -Humberto Caspa

Chile Liberal dijo...

@Jorge: te pregunté sobre la oligarquía, y me contestas sobre la neoligarquía.

Anónimo dijo...

Es la misma huea en todo caso...

Roberto