viernes, 12 de febrero de 2010

Curiosidades del "liberalismo"

Una palabra que despierta pasiones en algunos

El liberalismo evoca diversas reacciones en las personas que escuchan y emplean el término, tanto para designarse ellos mismos como partidarios del liberalismo, o para calificar a otros como "liberales". Esto no es un tema menor ya que como hemos visto en este sitio, muchos tienen una extraña concepción de la palabra, y la diferencia también es marcada cuando se usa en diferentes idiomas.

La revista francesa Le Point, versión gala, por así decirlo, de The Economist, lanzó hace un tiempo un suplemento especial llamado Le libéralisme : Smith, Tocqueville, Hayek…. En él se dice lo siguiente:

Pourquoi en France, plus qu’ailleurs, le mot ” libéral ” est une insulte quand ” communiste ” n’est que ringard ? Pourquoi le libéralisme y est-il confondu avec ” capitalisme ”, la ” mondialisation ” et la ” loi de la jungle ” ? Qui sait que ce sont les libéraux qui ont aboli l’esclavage et promulgué les lois sur le syndicalisme ? Qui sait qu’aux Etats-Unis, les mêmes libéraux sont à gauche de Clinton ? Que l’on soit pour ou contre le libéralisme, il est indispensable de connaître les fondements de ce courant de pensée, ne serait-ce que pour comprendre les débats qui agitent aujourd’hui la France, de la réforme de l’Etat au problème de l’immigration. (...)

¿Por qué en Francia, más que en otras partes, la palabra "liberal" es un insulto mientras que "comunista" es sólo algo anticuado? ¿Por qué el liberalismo aquí se confunde con "capitalismo", "globalización" y la "ley del más fuerte"? ¿Quién sabe que fueron los liberales quienes lograron abolir la esclavitud y promulgaron las leyes sindicales? ¿Quién sabe que en los EEUU los liberales se encuentran a la izquierda de Bill Clinton? Ya sea a favor o en contra del liberalismo, es indispensable conocer los fundamentos de esta corriente de pensamiento para comprener los debates sobre la actualidad de Francia, desde la reforma del Estado hasta los problemas de inmigración (...)


En los más de tres años de este sitio, hemos visto constantes reproches por parte de varios foristas aclarándonos cuál es el "verdadero" liberalismo, ya que es una palabra preciosa, tal como apunta en Todos somos liberales el destacado intelectual peruano Mario Vargas Llosa. Comparen por ejemplo con lo que dice el columnista de El Mercurio Agustín Squella en Un país sin esplendor:

más que el talento, según creo, lo perseguido en Chile, de lado y lado, ha
sido siempre el liberalismo, una planta exótica entre nosotros y casi siempre
considerada tóxica, en especial cuando ella ha echado raíces en el solar
ardiente del romanticismo. Porque muchos de los que hoy se declaran liberales no
pasan de ser neoliberales, que es aquella versión empobrecida del liberalismo
que valora la libertad de las personas sólo a la hora de comprar y de vender,
sólo al momento de entrar y salir de los supermercados, pero que recela y hasta
abomina de ella en materia política, en asuntos culturales y ni qué decir a la
hora en que las personas reclaman autonomía para decidir qué tipo de vida
quieren vivir.

Squella en parte acierta. Por un lado, por demasiado tiempo se ha confundido liberalismo, en el sentido clásico, con el neoliberalismo, ideología que nació en las faldas del Mont Pelerin, en Suiza, en 1947, cuyos cultores cometieron el error de mantenerse al margen de la política, entregándole la cancha al socialismo sin contrapeso político alguno, quedando reducidos a unos tecnicismos incomprendidos o rechazados por el grueso de la población.

En Chile no tenemos una tradición de defensa de las libertades individuales, aún carecemos de espíritu cívico y la democracia aún inspira desconfianza. Quizás por eso añoramos el liberalismo como término talismán, y sigue siendo algo precioso que debe defenderse a como dé lugar de sus versiones apócrifas y de los falsos profetas. Cada liberal es en sí una secta y el resto un hereje. Pero en la medida que no seamos capaces de articular una alternativa al socialismo, en un país falto de iniciativa y naturalmente colectivista como Chile, no podremos prosperar, y seguiremos empantanados en discusiones bizantinas.

12 comentarios:

Javier Bazán dijo...

Chileliberal:
La palabra 'Neoliberal' la acuñó la izquierda de forma despectiva.

Mont Pelerín recoge la tradición del liberalismo clásico. De hecho, la Escuela Austría, según, von Mises podría llamarse Escuela Manchesteriana. Mont Pelerín fue la reacción o la manera de enfrentar el mundo de la academia dominada por la izquierda, ya sea socialdemócrata o prosoviética.

Es cierto que se relegaron de la política. Sin embargo, para conquistar la política primero había que combatir en el mundo de las ideas o de la academia, esto es, la universidad, donde como premdominaba el Keynes. Por eso, en Estados Unidos nacieron los think tanks de derecha para contrarrestar las universidades en la izquierda tenía la hegemonía.

A Squella no lo considero un liberal. De hecho el desprecia la propiedad privada. Si fuese liberal no creería en esa tontera que se llama 'Estado Social de Derecho' que en la práctica significa más burocracia. Lo que existe es simplemente el Estado de Derecho a secas.

Chile Liberal dijo...

Javier: no creo que sea un término despectivo el decir 'neoliberal'. Se denomina así a la ideología nacida en Mont Pelerin, que quiso actualizar el liberalismo a la realidad de la pos-guerra. Es, de hecho, un neo-liberalismo.

La tradición anglosajona fue menos ferviente de esta corriente. Milton Friedman fue un estudioso de Adam Smith y menos entusiasta de la escuela austríaca. En Chile Liberal vamos por esta línea. Acá hemos leido más a Adam Smith o JS Mill que a Mises, eso está claro. Por eso no me identifico con el neo-liberalismo.

En cuanto a Squella, no lo considero liberal en lo económico.

Respecto al predominio de las ideologías de izquierda, es evidente que después del colapso de la economía capitalista en 1931 y su reflote gracias a un plan internacional de gasto público llamado Segunda Guerra Mundial, los soviéticos gozaron de gran prestigio por sacar a ese lodazal de campesinos ignorantes llamado Rusia de la miseria y mandar el primer hombre al espacio y convertir la URSS en potencia mundial.

Mario Abbagliati dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mario Abbagliati dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Chile Liberal dijo...

@Mario: es evidente que el fan de los lugares comunes eres tú.

Que Mises haya predecido el colapso de la URSS no es una cuestión única de Mises. De hecho, predecir teóricamente la caída de la URSS con métodos "miseanos" es equivalente a que la Vidente de Chimbarongo lo haya anunciado (y hubiese acertado).

El mejor índice para medir la productividad de una economía es la llamada FTP, o factor total de productividad. Este índice mide la eficiencia en empleo del capital y el trabajo, estimando en términos porcentuales la diferencia no contabilizada de aumento en "output" luego de considerar el aumento en trabajo y capital. Para que entiendas: si el capital y el trabajo aumentan 2%, pero el ouptut aumenta 3%, entonces estamos bien porque el FTP ha aumentado 1%, capisci?. Esto quiere decir que la verdaderab productividad ha aumentado y esa economía es sostenible.

Los economistas de la URSS no cachaban esto, al menos en apariencia, sólo se guiaron por la sobreinversión, que es lo que hacen los regímenes dictaroriales. Esto explica el aparente progreso económico no sólo de la URSS, sino de Pinochet y Hitler, entre otros criminales que lograron en un comienzo buenos índices económicos.

Para felicidad nuestra, la OCDE publica las cifras de TFP para todos sus miembros, así que Chile tendrá acceso a esta preciosa información. Si hubiese algún astuto en Chile, por ahí encontrarían una excelente forma de medir el éxito del gobierno de Piñera, y no una mera promesa de 6% de crecimiento anual, que quizás sólo se explique por aumento de inversión.

No es de extrañarse que Mises jamás haya sido leído por los soviéticos, mientras que textos de economía libremercadista llegaron a la URSS porque los censores soviétcos, al ver números, no creyeron que hubiese nada en ellos que afectase la integridad de su ideología. Los planificadores soviéticos sabían muy bien que estaban sentados sobre una bomba de tiempo.

Ahora bien, mientras las hordas de trabajadores se acumulaban en el Central Park de Nueva York para pedir un plato de sopa, los soviéticos comenzaron a gozar de gran prestigio. Pero como sólo libros de cháchara fueron escritos sobre aquel fenómeno, la intelectualidad occidental naturalmente prestó más oídos al sistema planificado.

No fue sino hasta la irrupción de Friedman, quien tenía un programa de TV para explicar al grueso de la población norteamericana estas cosas (el programa se llamaba Free to Choose), que recién alguien fue capaz de tomar el toro por las astas. Sin olvidar a otros como Samuuelson, etc.

Mario Abbagliati dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Javier Bazán dijo...

ChileLiberal:
Me alegra que coincidamos con respecto a Squella. El faro de este profesor de filosofía del Derecho, es Bobbio, y le luego le siguen Rawls y el autor de la 'Tercera Vía'.

Insisto. No existe la ideología 'Neoliberal'. Simplemente, liberalismo. Es raro, por ejemplo, que Squella, su discípulo Aldo Valle y los intelectuales de la Concertación no hablen de 'neosocialismo'.

Afirmas: " los soviéticos gozaron de gran prestigio por sacar a ese lodazal de campesinos ignorantes " ¿Dónde dejas la colectivización iniciada por Lenin y la hambruna antes del NEP y su ataque a los pequeños campesinos o Kulaks, creo que ese el nombre? No confundir con Gulags.

Tan políticamente correcto: " Esto explica el aparente progreso económico no sólo de la URSS, sino de Pinochet y Hitler, entre otros criminales que lograron en un comienzo buenos índices económicos.
". Comparar a Pinochet con Hitler y los mandamases de la Unión Soviética. Es lo mismo un gobierno gobierno autoritario que uno totalitario. Parece que le temes a la inquisión progresista.

Ignacio Burges dijo...

Squella se autodefine desde hace mucho como"socialista liberal", algo raro fue ese termino para mi , el lo explica en sus entrevistas y escritos, en todo caso no solo es seguidor de Bobbio, sino que de Kelsen muy especialmente, pero tambien en los cursos que dictaba(introduccion al derecho y filosofia del derecho) habia que leer mucho a John Stuart Mill, Isaiah Berlin, Karl Popper, entre otros.

Por lo menos a Squella jamas lo escuche , ni lei, defender a ninguna dictadura, ni tratar de reemplazar el sufragio universal por el voto censitario como un conspicuo miembro de la sociedad Mont Pelerin, que todos ya saban quien es.
Eso lo hace para mi mucho mas liberal que otros que se autodenominan de esa forma,aunque en lo economico sea mas bien socialdemocrata.

Ignacio Burges dijo...

"Es lo mismo un gobierno gobierno autoritario que uno totalitario."

Son casi lo mismo varian solo en intensidad, el regimen de Tito por ejmplo era autoritario o totalitario?

Ignacio Burges dijo...

Lo de totalitario viene del fascismo italiano"Una frase muy citada de un texto realizado conjuntamente por Musolini y su principal idelogo Giovanni Gentile dice asi: "para el fascismo, todo esta dentro del estado y nada humano o espiritual existe ni tiene valor fuera del estado, en ese sentido el fascismo es totalitario".

http://es.wikipedia.org/wiki/Totalitarismo

Es curioso pero Bernardino Bravo Lira(profesor de derecho de la UC y miembro del Opus Dei) , en uno de sus libros , creo que "instituciones politicas iberoamericanas", cuestiona el caracter de totalitario del regimen de Mussolini, dice que dado la existencia de la monarquia , significaba un contrapeso al poder total.

Wraith dijo...

Cuando pienso en Liberalismo recuerdo el lema de Cato:

"Libertad individual, mercados libres y paz"

Los franceses aportaron mucho al pensamiento liberal con la Revolucion Francesa y especialmente con las ideas de Frederic Bastiat.

Y no olvidar que el gran liberal Thomas Jefferson ayudo a escribir la constitucion de la Republica Francesa.

Personalmente creo que los "liberales" en EEUU son poco mas que socialistas que se robaron la etiqueta de Liberalismo, al mismo tiempo que abogan por mas control e intervencion del estado en la economia y la sociedad.

Los libertarios del Libertarian Party y los republicanos (los NO conservadores), son los verdaderos herederos de la ideologia liberal.

Los que abolieron la esclavitud y lucharon siempre por la libertad politica y economica.

zoidzilla dijo...

"Los franceses aportaron mucho al pensamiento liberal con la Revolucion Francesa y especialmente con las ideas de Frederic Bastiat.

Más que aportar, menoscabaron bastante el pensamiento liberal con la deriva que tomó, y el proceso que siguió: el Terror, el Directorio... y Napoleón.

Por cierto, nada más alejado que poner juntos en un mismo lote a Bastiat y la revolución de marras: Bastiat contraponía a la revolución francesa y la revolución americana, en que la primera salía muy desfavorecida....

Mario:¿Conoce...? No tiene ni put* idea...