viernes, 4 de abril de 2008

¡Hey, mujeres!

Desde tiempos inmemoriales el hombre se ha impuesto por sobre la mujer gracias a su mayor fuerza física. Los tiempos han cambiado, aunque no tanto en Chile. El acceso a la educación permitió que las mujeres se incorporasen al campo laboral. Las mujeres han obtenido el derecho a voto. Hoy, una mujer es presidenta de Chile. Pero estos logros significaron batallas arduas, y a favor de ellas siempre estuvimos los Liberales enfrentándonos a los Conservadores. A continuación les presento dos citas (ver fuente) que nos ilustran sobre la ferocidad del lobby Conservador:


Nosotros, los estudiantes abajo firmantes, consideramos que los resultados de la mezcla de sexos en la misma clase pueden ser bastante desagradables. Es muy probable que los profesores se sienta cohibidos ante la presencia de mujeres, y no puedan referirse a ciertos hechos necesarios de forma explícita y clara. La presencia de mujeres jóvenes como espectadores de la sala de operaciones es una ofensa a nuestros instintos y sentimientos naturales, y está destinada a destruir esos sentimientos de respeto y admiración que todo hombre en su sano juicio siente hacia el otro sexo. Esos sentimientos son un signo de la civilización y del refinamiento.
- Estudiantes de medicina del hospital de Middlesex (Londres) protestan en 1861 ante la posible presencia de una mujer estudiante, Elisabeth Garett Anderson

(...) afirmó estar completamente en contra de la extensión del derecho de voto a las mujeres, ya que pensaba no sólo no traería ningún bien a su sexo, sino que, por el contrario, haría mucho mal. Citando las palabras de Lady Jersey afirmó: "No pongáis sobre nosotras esta carga adicional". Las mujeres, en su opinión, no eran iguales a los hombres ni en resistencia ni en energía nerviosa, incluso, en su conjunto, tampoco en inteligencia".
- Lady Musgrave, presidente de la sección de East Grinstead de la Liga Anti-Sufragio, en un mitin en 1911


Si hoy un grupo de presión propusiese no educar a las mujeres, o no recibir estudiantes de medicina como querían los señores en el Londres de 1861, estallaría un escándalo. De hecho, a nadie se le ocurriría pensar que no se puede educar a mujeres en la profesión médica. A nadie se le ocurriría negarle el voto a las mujeres porque no tienen "resistencia nerviosa" ni "inteligencia". ¿Cómo es posible que la lucha haya sido tan feroz? Hoy miramos al pasado y los Conservadores ríen, y dicen "ho ho, eso fue antes, era otra época". Acto seguido, nos dicen que "la Píldora del Día Después debe estar prohibida, al igual que el aborto. Incluso se afirma que los anticonceptivos son malos y que generan femicidios. En un debate con una bloguista chilena ultracatólica, ella ha hecho las siguientes afirmaciones (las negritas son mías):

efectos secundarios de la píldora, para la mujer (...) En los primeros seis meses: hemorragias entre la menstruación, nauseas, dolores en las pechugas (perdonen, pero supongo que todos son adultos y muchos, con bastante "experiencia", es que las cosas, hay que decirlas como son);

aumento de peso; aumento o pérdida del apetito;

migrenas (sic) (se llaman así en castellano? => jaquecas, vómitos, etc.);

a las mayores de 35, sobre todo pero no únicamente, sin fuman, se recomienda dejar la píldora por el alto riesgo de:

trombosis, embolía pulmonar, derrame cerebral (...), ataque al corazón (...).

O sea, que, a partir de los 35, a muchas mujeres se les acabará la vida sexual, oh, supongo que hay muchos hombres que, entonces, por tal razón, la dejarán por una más joven...

la página de los médicos alemanes advierte que se discute actualmente, que no se puede asegurar, pero que se teme que la píldora puede provocar un Gebärmutterhalskrebs = cáncer del cuello del útero;

sin embargo, se piensa -algo positivo de la píldora- que tal vez pueda evitar el cáncer de trompas (...) y el cáncer de útero (...)

dice que los antibióticos y los antiepilépticos, pueden provocar una falla de la píldora;

además dice que, si la mujer ha estado enferma del estómago (diarrea o vómitos) tal vez la píldora no funcione.

Bueno, estos son los efectos somáticos de la píldora, los psicológicos (depresiones y frigidez) los dejaremos para otra ocasión.

Yo me pregunto: qué cuesta esperar unos días, aguantarse un par de días por amor, y tener relaciones en los períodos infértiles de la mujer?

Destaco todo lo anterior porque es necesario conocer a nuestro enemigo: el conservadurismo católico. Afortunadamente, las mujeres chilenas ya están despertando del letargo y comienzan las protestas.

El sometimiento de las chilenas
Un ensayo gravitante en la liberación femenina se titula El sometimiento de las mujeres, escrito por el filósofo, economista y político liberal John Stuart Mill. Lo que el célebre autor nos plantea es que mientras las mujeres no gocen de igualdad, la sociedad no puede avanzar. Nos privamos de todas sus capacidades, de su trabajo, y de su inteligencia (antes discutida por el lobby Conservador). Esto es notablemente serio en nuestro país donde, como vemos en el gráfico de la derecha (fuente: The Economist), en un continente machista como América Latina las chilenas son las más rezagadas en cuanto a participación en el mundo laboral. Como nos advirtió Mill, esto es un serio impedimento para el progreso de Chile. Y como ya se ha planteado en este blog, una economía pujante no puede florecer en una sociedad retrógrada. El desarrollo de Chile depende hoy de la igualdad que logre la mujer, y el editor de este sitio recomienda a sus lectores apoyar todas las iniciativas que permitan igualar la condición de la mujer frente al hombre, en particular todo lo que se refiere a políticas reproductivas. Es una clave del desarrollo la liberación femenina.

Esto es tan cierto que en Europa vemos como los dos países más machistas, España e Italia, sufren de una bajísima tasa de natalidad. En estos países de tradición católica romana las mujeres aún se enfrentan a la disyuntiva de elegir entre familia o carrera. Como las mujeres prefieren su carrera, el detrimento en la formación de familias con 2,1 hijos (la tasa de reposición) genera serios problemas de implosión demográfica. Una vez más nos encontramos que los países avanzados con grandes niveles de igualdad entre hombre y mujer sufren mucho menos de falta de hijos. La igualdad entre hombre y mujer es, como nos dice Mill, clave para el progreso humano.

No me digas nada a mí
Hace varios años, la banda de rock chileno Los Prisioneros advirtió sobre esta situación y con un sarcástico tema denunció el sometimiento de las mujeres. La canción, como recordarán, se llamaba "Corazones rojos". En ella, el hablante se refiere en términos machistas y groseros a su pareja, con improperios incluso. En el coro, como pueden ver en el video a continuación, es la propia sociedad la que le pide a las chilenas que se levanten y se rebelen contra el machote femicida y piropero, e incluso contra las propias mujeres que sometidas al fascismo clerical del Vaticano acaban por reprimirse y oprimen al resto difundiendo el oscurantismo que promueve la homofóbica y misógina curia católica. Hoy se han anotado un triunfo espectacular al prohibir la distribución pública de la Píldora del Día Después, iniciativa presentada por 36 diputados de la Alianza por Chile pero refrendada por Mario Fernández, afín a la Concertación. El editor de este blog también recomienda a sus lectores que no voten por ninguno de estos 36 diputados, y que se continúe esta lucha en tribunales internacionales. Lean este artículo de un bloguista chileno.

Los Prisioneros nunca quisieron insultar a nuestras mujeres. Pero sí llamar la atención sobre esta anomalía: Chile no tiene feministas.

Eres ciudadana de segunda clase,
sin privilegios y sin honor.
porque yo doy la plata
estas forzada a rendirme honores
y seguir mi humor.
Búscate un trabajo, estudia algo,
la mitad del sueldo y doble labor.
Si te quejas ahí esta la puerta
no estas autorizada para dar tu opinión.

¡Hey, mujeres!

Nosotros inventamos,
nosotros compramos,
ganamos batallas y también marchamos.


En la casa te queremos ver.
lavando ropa, pensando en el.
con las manos sarmentosas
y la entrepierna bien jugosa.

Ten cuidado con lo que piensas,
hay un Alguien sobre ti.
Seguirá esta historia,
seguirá este orden,
porque Dios así lo quiso,
¡PORQUE DIOS TAMBIÉN ES HOMBRE!








44 comentarios:

Chile Liberal dijo...

El sitio Muévete Chile ha publicado la lista de parlamentarios que presentaron el requerimiento que ha prohibido la Píldora del Día Después. A continuación la lista por partido, y con vínculos a sus fichas parlamentarias.

Claudio Alvarado Andrade - UDI
Gonzalo Arenas Hödar - UDI
Ramón Barros Monteros- UDI
Eugenio Bauer Jouanne - UDI
Sergio Bobadilla Muñoz - UDI
Sergio Correa De la Cerda - UDI
María Angélica Cristi Marfil - UDI
Andrés Egaña Respaldiza - UDI
Enrique Estay Peñaloza - UDI
Marcelo Forni Lobos - UDI
Alejandro García-Huidobro Sanfuentes - UDI
Javier Hernández Hernández - UDI
José Antonio Kast Rist - UDI
Juan Lobos Krause - UDI
Juan Masferrer Pellizzari - UDI
Patricio Melero Abaroa - UDI
Iván Norambuena Farias - UDI
Carlos Recondo Lavanderos - UDI
Roberto Sepúlveda Hermosilla - UDI
Marisol Turres Figueroa - UDI
Jorge Ulloa Aguillón - UDI
Gonzalo Uriarte Herrera - UDI
Ignacio Urrutia Bonilla - UDI
Alfonso Vargas Lyng - RN
Felipe Ward Edwards - UDI
Alberto Cardemil Herrera - Independiente

Francisco Chahuán Chahuán - RN
Robertpo Delmastro Naso - RN
Pablo Galilea Carrillo - RN
Rene Manuel García García - RN
Amelia Herrera Silva - RN
Rosauro Martínez Labbé - RN
Cristián Monckeberg Bruner - RN
Nicolás Monckeberg Díaz - RN
Germán Verdugo Soto - RN
Gastón Von Mühlenbrock Zamora - RN


Y los ministros del Tribunal Constitucional que acogieron el requerimiento
Ver aquí una descripción de cada uno

Mario Fernández Abogado DC, ex ministro de Ricardo Lagos
Raúl Bertelsen Abogado, ex rector de la Universidad de los Andes, Universidad de Navarra (Opus Dei)
Marisol Peña Abogada PUC
José Luis Cea Egaña Abogado PUC, funcionario de la dictadura
Marcelo Venegas Abogado RN

Su Excelencia dijo...

Qué raro, los lameculos de la Dictadura arrogándose el derecho a legislar sobre la moral ajena.

Qué buen aborto se perdieron las meretrices que parieron a estos tipejos.

Montserrat Nicolás dijo...

MAS SEXO, mr. liberal...
thnxs por los datos.
\bests

Cristian Mancilla Mardel dijo...

La diferencia del gráfico parece bastante drástica. Pero no me parece que señale una situación atrasada de Chile respecto a los otros países de la lista. Creo esa diferencia no refleja una distinción valórica entre hombres y mujeres en Chile, sino que está en relación con algún otro factor.

El asunto relativo a la píldora del día después es tema de discusión moral porque aún no nos hemos puesto de acuerdo como comunidad en cuanto a si consideraremos que la vida del cigoto es humana o no. Todos tienen alguna opinión ya definida o, cuando menos, alguna tendencia; pero me parece que seguiremos teniendo problemas moralistas si no aclaramos el asunto, porque hay que opinan que sí es humana y muchos que no y otros que no se deciden a afirmar lo uno ni lo otro.

Y en lo referente a la igualdad entre hombres y mujeres, presumo que todos concordaremos si afirmo que ellas también debieran ser llamadas a cumplir el servicio militar obligatorio (como le ocurre a las mujeres en la China comunista) y que debiesen jubilarse a los 65 años en lugar de los 60. Ja, ja: no lo digo con convicción, pero estimo que estos datos nos ayudarán a no sospechar tanto de nosotros mismos como "machistas", salvo por lo relacionado con los femicidios y piropos, que ya ha sido convenientemente apuntado en la entrada.

Chile Liberal dijo...

@Cristian Mancilla: el dr Horacio Croxatto fue apartado de la Pontificia Universidad Católica por concluir en sus estudios que no es abortiva. Si lo fuese, no veo inconveniente tampoco. Pero el lobby pro-vida y anti-aborto ha quedado expuesto como simplemente una brigada Conservadora, y que adolece de serias. contradicciones.

Ricardo vinculó el siguiente artículo en su blog, y yo invito también a leerlo:

Horacio Croxatto y la pídlora del día después

Lleva 50 años investigando la reproducción y la fertilidad. Ha pasado la vida en el laboratorio y es una eminencia mundial en anticoncepción. Desde esta tribuna defiende la libre venta de la píldora del día después y el derecho a disfrutar la vida en vez de torturarse con lo que considera una moral ultraconservadora.

En el fondo, nos encontramos con que un grupo de parlamentarios vinculados a la Iglesia Católica continía dictando la moral que debe seguir el resto. Esto justifica la actitud de denuncia de Chile Liberal y el ateísmo militante que desde acá se promueve.

Nota aparte, la foto que añadí en el artículo es parte del trabajo de la fotógrafa francesa Germaine Chaumel.

Cristian dijo...

Respecto a la "liberacion femenina"
Esto va a sonar como si yo fuera un Opus Dei, pero conozco muchas mujeres que viven en Inglaterra (empezando por mi mujer) que les gustaria tener la opcion de ser duenas de casa y no trabajar, lo que en el Reino Unido es solo posible para las pensionadas y para las "chavs" (miembros de la "underclass" que vive de los beneficios del estado)

Mi mujer y yo vivimos en una situacion en que ella tiene que trabajar porque si no no hay suficiente para vivir. Las mujeres antes no tenian opcion de dedicarse a una carrera, la mayoria tenia que casarse y convertrise en madre y duena de casa, pero hoy en un pais como este es al reves, ya no existe la opcion de ser mama y duena de casa a tiempo completo o papa y dueno de casa para que no suene sexista. Como siempre esa opcion solo queda reservada para los adinerados.

Como consecuencia la estructura familiar clasica con la que muchos nos sentimos comodos ya no es posible en el sentido tradicional. En cuanto a familia yo soy muy conservador y creo que caundo hay amor y buena voluntad un ninio se puede beneficiar mucho de un entorno familiar clasico (aunque tenga dos papas o dos mamas).

No se si entienden mi idea...

De cualquier manera, las mujeres y hombres de Chile debieran salir a protestar por esta estupida resolucion del TC.

saludos

Anónimo dijo...

Es impresionante como en este tema se ataca a los católicos como si esto fuera exclusivamente un asunto de oposición religiosa, olvidando que el fondo del asunto y lo que a mí en lo personal más me preocupa, es si la PDD es abortiva o no.

Si lo es, independiente de ser católico o no, la legislación chilena no la puede aceptar, pues atenta contra la vida del que está por nacer, que está cubierta en nuestra Constitución.

Si no lo es, la PDD debiera estar disponible para el público en general y los católicos debieran abstenerse de usarla, pues en la visión cristiana de la sexualidad, esta debe estar abierta a la posibilidad de concebir y por lo tanto todo método que incluya elementos ajenos a la propia fisiología humana, no es aceptable.

Ahora y en este tema, he visto en este blog y en varios más, como se está usando la posición del Dr. Croxatto, como verdadero "comodín" de quienes son partidarios de la PDD, pues él se presenta como católico y señala enfáticamente que la PDD no es abortiva.

¡Pues bien!, yo tenía un inmenso respeto por la posición del Dr. Croxatto, pero he buscado información un poco más a fondo y lamentablemente he descubierto que lo que dice Croxatto, adolece de ciertos componentes que es bueno que la opinión pública conozca para juzgar mejor.

Primero, Croxatto es Presidente del Instituto Chileno de Medicina Reproductiva (ICMER), y en la página web del ICMER dice de Croxatto: "Figura en los registros de patentes como co-inventor de varios métodos anticonceptivos, uno de los cuales es actualmente usado por varios millones de mujeres alrededor del mundo." http://www.icmer.org/ , y en ellos, el levonorgestrel es componente, vale decir, Croxatto es parte interesada en el tema y ya se podría presumir que su posición científica pueda adolecer de ciertos intereses a los cuales no convenga que la PDD sea considerada abortiva.

Pero no pensemos mal de Croxatto a priori.

A través de una amiga de mucha confianza, que ha estado presente en conferencias de Croxatto, me entero que su posición sobre el embarazo es que este se inicia con la anidación, vale decir, si el levonorgestrel actúa antes de la implantación, bajo ese parámetro, la PDD "no sería abortiva".

Ahí se entiende mucho mejor la posición del Dr. Croxatto en este asunto.

Claro está, que me parece muy mal que él se presente como "católico", pues su posición tanto frente a la anticoncepción, como al inicio del embarazo, no se correlacionan con la que la Iglesia sustenta.

Como asimismo, su posición por la cual no considera abortiva a la PDD, tampoco parece adecuarse a una adecuada consideración científica, pues separar el inicio de la vida del ser humano ( que de paso, el mismo Croxatto señala muy claramente que se produce en la fecundación), del momento en que se iniciaría el embarazo, parece ser un mero eufemismo y un concepto “científico” algo forzado, para poder justificar ciertos métodos mal llamados "anticonceptivos".

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Chile Liberal dijo...

@Cristian Muñoz: el asunto de fondo es sexual. Entre quienes creemos que el sexo principalmente se practica con fines recreativos, y entre quienes creen que es exclusivamente con fines reproductivos.

La gente hace el amor porque le gusta. Las mujeres quieren sexo porque les gusta y porque quieren placer sexual: get over it.

La PDD impide que una relación sexual se convierta en un crío: get over it.

Dicho de otro modo: dejen culiar tranquilo.

Ricardo dijo...

@Cristián Muñoz: Perdona, pero yo entiendo que Croxatto no tiene una "posición" al respecto, sino que concluyó lo que postula a partir de investigación científica... investigación que le costó su puesto en la PUC.

Yo diría que Croxatto, a diferencia de otros, es un católico pensante, capaz de entender que es imposible que un grupo de viejitos encerrados en palacios comprenda la realidad... y capaz de pensar por si mismo... algo que me parece tu prefieres evitar al tomar como cierta la posición oficial de una secta sin cuestionarla ni un poco...

perdón por lo agresivo pero es que con esta si que se pasó a caca la iglesia y su brazo político, la UDI... hace tiempo que no me sentía tan pasado a llevar... y eso que yo soy hombre... vieras como esta de enojada mi mujer, anda buscando a algún católico para, literalmente, sacarle la cresta... WEONES PATUDOS !!!!

Yo respeto que ustedes quieran ser pechoños y mamones en su intimidad y que le vean el ojo a la papa solo para reproducirse... pero, por favor... córtenla con la weaita de asumir que son dueños de la verdad absoluta... mas encima a partir de mitología.

... y nuevamente pido disculpas por la agresividad, tienen que entender que con esta realmente la cagaron.

saludos

Montserrat Nicolás dijo...

hey, mr. liberal...eris un filósofo de tomo y lomo:

"Dicho de otro modo: dejen culiar tranquilo."

no lo podriamos decir mejor.

reverencia desde la HQ de las Curves-

Cristian Mancilla Mardel dijo...

Veo que un tema propuesto con ciertas amplitudes, se ha reducido al aborto (o ausencia de él) y el uso de la píldora del día después. Cosas del mercado, pues.
Carlos: no negaré que la píldora no sea abortiva, pero tampoco pasaré por alto que induce la expulsión del cigoto (el óvulo —ovocito II para los que no concuerden con esa denominación— fecundado). Entonces el problema que he planteado no es si la píldora sea abortiva o no, sino cuál es el valor que le otorgaremos al cigoto. Por lo que dices, estás a favor del aborto y crees, por lo tanto, que un cigoto no tiene valor de vida humana y, en consecuencia, es desechable. Pero eso no me parece tan claro a mí y creo que hay muchas personas que no lo tienen tan claro como tú. Entonces, ¿el cigoto tiene el valor de vida humana o no? Y, en cualquier caso, ¿por qué afirmaremos lo uno o lo otro? Estas preguntas me intrigan y aún no me he detenido a pensar detenidamente en ellas. Y me parece que es importante responderlas antes de respaldar el uso y distribución de la píldora.
En cuanto a tu derecho a tener sexo: todos reconocemos que es legítimo hacerlo. Pero hay límites en cuanto a ciertas prácticas: es una ofensa al pudor hacerlo en lugares públicos y es delito hacerlo con menores de edad o contra la voluntad de la otra persona. Asimismo, es un crimen atentar contra la vida de una persona (es decir, contra una vida humana). Y he aquí el problema: nadie puede negarle a quienes deciden hacerlo, que tengan sexo; pero sí es cuestionable que alguien intente eliminar el producto de una relación sexual (cuando se produce). Para resolver este asunto, debemos respondernos claramente y de común acuerdo si consideramos que el cigoto es una forma de vida humana o no. Por lo demás, una pareja que quiere tener sexo y no espera obtener un producto desde ello, cuenta con otros métodos para evitarlo y, si no los usa, está siendo irresponsable (salvo que consideren la píldora del día después como una opción legítima y, por qué no, haya planeado previamente usarla después de mantener relaciones sexuales).

Su Excelencia dijo...

Se considera que una persona muere cuando se produce la muerte cerebral. Por lo tanto, la presencia de actividad cerebral indica que nos encontramos frente a una persona viva. Esto ocurre transcurridos unos tres meses de la concepción.

Antes de ese momento, estamos sólo frente a un grupo de celulas, y el aborto es totalmente admisible. Después, nos encontramos con un ser humano vivo, por lo que el aborto pasa a ser una forma de infanticidio.

La postura de la secta papista es, como de costumbre, ridícula y anticientífica. No está inspirada en el amor por la vida, sino en el horror al sexo. O más exactamente, en el asco que la actividad heterosexual entre adultos provoca en un grupo de pedófilos y sodomitas.

Anónimo dijo...

El sitio muevetechile lo dirige Enrique Van Rysselberghe, hermano de la alcaldesa de Concepcion, e hijo de un alcalde designado por Pinochet que en esa epoca pidio 600 millones de pesos a la Corfo y jamas devolvio la plata parece que para estos catolcos retrogados e mas inmoral el sexo que robar.

Chile Liberal dijo...

En dos puntos estoy de acuerdo con Su Excelencia, aunque con matices. La actividad cerebral determina la conciencia, y cuando hay conciencia estamos en presencia de una individualidad única e irrepetible. La ciencia nos ha demostrado que podemos clonar el ADN y crear seres idénticos, pero que serán individuos distintos ya que es imposible clonar una conciencia (desde luego, el papismo se opone con ferocidad a la clonación).

El segundo punto, es que no sólo es el horror al sexo lo que escandaliza al papismo, sino que bajo el disfraz de "defensa de la vida" sólo pretenden castigar a las putas maracas que se les ocurre tener sexo sin querer tener hijos, o que no restrinjan el sexo a unos pocos días del mes. Desde sus medievales creencias, nosotros somos seres creados por dios, que en su perfección y magnificencia, sólo permite la relación sexual bajo el temor de un embarazo, y siempre limitado a unos pocos días. O incluso peor, promueven reprimir la libido. Lo anterior produce episodios de histeria, depresión, neurosis o manías sexuales como por ejemplo fondear pedófilos en el Vaticano.

@Cristian Mancilla: caes en una contradicción enorme. Como a ti no te queda claro cuál es "el valor que le otorgamos al cigloto", asumo que no es una materia en la que haya certeza absoluta. Por lo mismo, la leyes al respecto son muy malas, ya que estamos frente a una cuestión de conciencia. Esa es la postura que se defiende en este blog: estos son temas de conciencia.

Este tema tiene una incidencia directa en la evolución de la sociedad. Sólo lograremos luchar contra la pobreza en la medida que logremos que más hijos nazcan de padres que los esperan y los desean. La situación actual sólo es comparable a la ridícula cantidad de perros vagos que deambulan heridos y garrapatosos por las calles, muy similar a la increíble cantidad de niños vagos mendicantes que venden flores en Bellavista. Esos futuros delincuentes y adictos a las drogas provienen de la explosión demográfica ("conejismo") en los sectores marginales, que hace algunas décadas eran campesinos allegados a los centros urbanos. Hoy, las políticas reproductivas son una cuestión de salud y seguridad pública, y es necesario poner a disposición de quién lo requiera los medios para evitar un embarazo. Nunca acá se ha planteado no educar sobre la sexualidad, pero sospecho que con los sectores afines al Vaticano tampoco se podrá realizar clases de educación sexual inteligente.

Por hoy no me voy a referir al drama de una niña violada que llegue con valentía a un consultorio a pedir una píldora de emergencia, sólo para que alguna funcionaria le explique que los viejos de mierda del Tribunal Constitucional y los curitas lindos junto a 36 diputados han decidido que ella debe embarazarse.

Espero que ahora todos entiendan que los constantes ataques de Chile Liberal a la iglesia de Roma no son un síntoma de delirio o esquizofrenia u obsesión, sino que una acción necesaria, destinada a neutralizar a un enemigo tan feroz del progreso y la inteligencia.

Y ya escuché a un Talibán decir que con esta disposición, que afecta como siempre a las más pobres, Chile es "un ejemplo para el mundo".

Hoy, me ha dado vergüenza ser chileno.

Me largo.

Su Excelencia dijo...

El camino a seguir es claro. Siguiendo el ejemplo de Planned Parenthood, urge fundar una organización caritativa que provea la PDD gratuitamente a quienes la necesiten, así como, en casos extremos, consejo y ayuda para realizarse un aborto en países más civilizados, como Bolivia.

Hay que instalar un quiosquito de la Planned Parenthood chilensis enfrente de cada iglesia.

Montserrat Nicolás dijo...

o adelante de cada colegio...con condónes varios, de diferente gusto y color...

bests-

Anónimo dijo...

CARLOS

Según tú el asunto se resume en esto: "el asunto de fondo es sexual. Entre quienes creemos que el sexo principalmente se practica con fines recreativos, y entre quienes creen que es exclusivamente con fines reproductivos" . . . si la Iglesia Católica creyera que el sexo se debe practicar con fines "exclusivamente reproductivos", ¿explicame por favor porque la Iglesia promueve entre los católicos los métodos naturales para evitar el embarazo, vale decir, el no tener sexo durante los 4 a 5 días en su período durante los cuales la mujer es fértil?. El resto del período, en que la mujer es INFERTIL, la pareja puede tener libremente relaciones sexuales "RECREATIVAS", con la única restricción de estar casados en el caso de los católicos.

Con esa simple pregunta queda desechada por ABSURDA o IGNORANTE, tu afirmación que te he citado . . . y es obvio, porque si la verdad fuera como tú DISTORSIONADAMENTE la planteas, la Iglesia debiera prohibir el sexo en todo momento fuera de esos 4 o 5días del período fértil de la mujer, ¡¡¡¡COSA QUE JAMÁS HA SIDO PLANTEADA EN FORMA ALGUNA!!!!.

El sexo para la Iglesia Católica es mucho más que su función reproductiva, lo que pide la Iglesia es que el sexo esté SIEMPRE ABIERTO A LA POSIBILIDAD DE LA REPRODUCCIÓN, vale decir SIN ELEMENTOS EXTRAÑOS A LO NATURAL que se interpongan.

Córtala ya con los ataques absurdos, falaces, distorsionadores o como queras en contra de la Iglesia y los católicos en este asunto, y discutamos el tema verdaderamente de fondo, que podemos reducir a dos aspectos:

a) Cuando se inicia la vida del individuo humano.

b) La PDD es o no es abortiva.

Saludos

Cristian Muñoz P.

Anónimo dijo...

RICARDO

Croxatto TOMO UNA POSICIÓN clara al respecto, esto es que la PDD no es abortiva, a dicha posición llego por la vía de sus investigaciones, cosa en principio muy respetable, por supuesto.

El punto está en que solo ahora me entero de que Croxatto no es investigador NEUTRO en el asunto, sino que tiene intereses creados como poseedor de una PATENTE por métodos anticonceptivos en los que se usa el levonorgestrel como agente, y si tiene patente, sin duda el uso de esos métodos debe generarle ingresos económicos, los cuales, probablemente, no desearía perder si el levonogestrel se identifica como abortivo, ¿no te parece?. Además, y es otro punto que afecta a su neutralidad en el asunto, dichas investigaciones han sido financiadas en parte o quizás en su totalidad, por la fundación de Bill Gate, misma que ha financiado también organizaciones proabortistas, ante lo cual, es posible pensar que si sus investigaciones llegan a conclusiones que se contraponen a ciertos fines de quien le financia, correría el riesgo de perder esa línea de financiación. Lo anterior ya da como para pensar “mal”, ¿o no?.

Pero así y todo, me costaba pensar que Croxatto pudiera dejarse influenciar como científico.

Y he ahí que la misma persona que me proporciono los antecedentes que muestran a Croxatto como no neutral en el tema, me indica que ella ha estado presente en conferencias del doctor y que este piensa que el embarazo se inicia con la implantación . . . entonces resulta ya absolutamente obvio porque Croxatto no podría considerar abortiva a la PDD, pues está actúa cuando según él aún no hay embarazo, y eso sin afectar a sus intereses, ni sentirse influenciado por ellos al concluir.

Con respecto a si eso le costo o no su puesto en la PUC, es algo que no tengo suficientemente claro, si sé que se sospecha que esa pudiera ser la razón. Te aclaro en todo caso que no me gustaría que se le haya echado por esa razón.

Sin embargo, si el trabaja en una institución reconocidamente católica y con una postura muy clara en este asunto, y si el se presenta como católico para discutir puntos en los que el magisterio de la Iglesia Católica es más que claro, e insiste repetitivamente y con gran publicidad en ir en contra del magisterio de la propia Iglesia a la cual dice pertenecer . . . obviamente pone a la institución en la cual trabaja en una posición muy incómoda, más aún si esa institución se dedica a la educación. Dime, ¿Cómo tendría que reaccionar la universidad en esa situación?, ¿no será que Croxatto, actuando honestamente o no, puso a la institución que le daba trabajo en una posición insostenible?.

Con respecto a tu indignación y la de tu mujer en contra de los católicos, creo que ella nace de la repetitiva pertinacia de diferentes entidades, incluyendo a este blog, por catalogar todos estos asuntos como exclusivamente de ingerencia religiosa y o moral, cuando claramente va mucho más allá de ese ámbito.

Yo soy católico, pero en mi primer posteo aquí he delimitado claramente los ámbitos, si la PDD es abortiva, la Ley chilena no la puede admitir para NADIE . . . ahora, si la PDD no es abortiva, la Ley chilena debe admitirla para TODOS, y solo los católicos no debieran usarla, por contravenir principios que nos atañen exclusivamente a quienes profesamos esa religión.

Por favor Ricardo, seamos racionales y limitemos la discusión a su ámbito, no la contaminemos con distorsiones que solo buscan descalificar, dejando de lado el verdadero fondo del tema.

Un saludo cordial

Cristian Muñoz P.

Ricardo dijo...

@Cristiàn Muñoz: has dado en el clavo, el meollo del asunto son exactamente los dos puntos que mencionas:

a) Cuando se inicia la vida del individuo humano: No está claro.. muchos piensan que es en la fecundación del óvulo, otros creen que es cuando se implanta el óvulo. En resumidas cuentas: No hay consenso y el tema debe quedar abierto para discutirse

b) La PDD es o no es abortiva: tampoco acá hay una claridad absoluta, sin embargo la mayor parte de la evidencia científica dice que no. Nuevamente el tema debe discutirse.

El problema, estimado, es que ustedes no quieren que la cosa se discuta, no quieren que se busque el concenso... quieren imponer a todo el mundo lo que ustedes CREEN... Tienes que reconocer que la convicción de tu grupito respeto a estos temas nace de un tema de fe y confianza absoluta en lo que mandan los viejitos del vaticano.

Por otro lado, al ver cuales eran los requerimientos que hicieron los 36 diputados al TC.. se puede concluir que en el fondo la intención va más por el lado de la "moralina" que de la "defensa de la vida".

La ira contra los católicos, estimado, no nace de la supuesta antipropaganda (no necesito leer este blog para concluir que las religiones son nefastas)... nace de la impertinencia que tienen los católicos al no querer discutir estos temas (son incapaces pues tienen una postura preconcebida que no cambiarán por ningún motivo, aunque la evidencia fuera aplastante) e IMPONER su visión altamente infectada por posturas religiosas basadas en la nada al resto del mundo.

Yo no tengo problema en que tu creas lo que quieras creer... pero no tienes porque obligarme a mi a creer lo mismo. Eso sería (y ahora ES) una dictadura. Las posiciones absolutas respecto a la PDD y a la definición de vida nacen necesariamente de convicciones no-científicas (justamente porque la evidencia científica es ambigua) y es por eso que puedo concluir que son unos matones egoistas.

Anónimo dijo...

RICARDO

Yo no niego que muchos católicos y muy probablemente, buena parte de la curia, puedan ser muy cerrados en este tema, pero por favor no me metas a mí en el mismo rollo.

He posteado acá y en innumerables otras partes, muchísimas veces ya, que con respecto al momento de inicio de la vida humana, la ciencia, ¡¡¡NUNCA!!! tuvo ninguna duda de que esta se iniciaba con la FECUNDACIÓN, hasta que surgieron los métodos anticonceptivos microabortivos, ahí y ¡¡¡SOLO AHÍ!!!, vale decir al inicio de los 60 del siglo pasado, comenzaron las "dudas" en cierta parte de la comunidad científica, por el momento en que se inicia la vida. Eso ya debiera sugerirte algo, ¿o no?.

Por otro lado, ¿no te resulta sumamente extraño que la ciencia pueda determinar con claridad cuando se produce la muerte de un individuo humano (tal como lo dice Su Excelencia poco más arriba), pero tenga tantas “dudas” sobre cuando se inicia su vida?.

Está más que claro, lo han dicho todos los científicos serios y neutrales en este tema, que no hay nada que defina ningún cambio importante en el ser humano, después de la FECUNDACIÓN, por lo tanto, no se entiende que momento posterior a ese pueda definirse como el de inicio de la vida. De ahí que en eso los proaborto o pro libre elección (un simple eufemismo para no decirse proabortistas), tienen tantas diferencias al respecto, unos que en la implantación, otros que cuando surgen las ondas cerebrales, otros que solo cuando se reconocen las formas humanas, otros que solo al momento del parto, etc, etc. Fíjate Ricardo, son los proaborto los que no logran ponerse de acuerdo, en cambio los provida no tenemos más que una sola opción, la FECUNDACIÓN.

¿Y porque la fecundación?. Pues porque está CIENTÍFICAMENTE demostrado que es en ese momento cuando el nuevo individuo humano recibe ABSOLUTAMENTE TODOS los elementos genéticos que lo definen como tal, nada más se agrega después que pueda hacer alguna diferencia, solo alimento, oxígeno y tiempo, vale decir, el cigoto que se crea en la fecundación, requiere para vivir los mismos elementos mínimos que tú, yo, tu mujer o cualquier humano requerimos. ¿Qué diferencia hay entre él o ella y nosotros?, solamente el tiempo de vida nada más, ¡ah, pero claro, está la diferencia de forma!, ¿pero no es que acaso nuestra forma cambia permanentemente a lo largo de nuestra vida?, ¿o tú, yo, etc, somos iguales a como éramos cuando nacimos, a como somos hoy, o a como seremos en 10 o 20 años más?.

De paso, aprovecho el momento para responder a SU EXCELENCIA, que me parece absurda su conclusión de que si la muerte se reconoce por la no existencia de ondas cerebrales, en el embrión no haya vida porque aún no tiene ondas cerebrales. Primero, hoy por hoy las primeras señales de actividad cerebral se detectan a los 40 días después de la fecundación (aunque el cerebro ya se formo a los 20 días), pero eso porque los aparatos sensibles solo tienen capacidad a partir de ese momento, pero ¿y si mañana se crean aparatos aún más sensibles?, pues es posible que la actividad cerebral se detecte aún antes. O sea que tu indicación de “vida”, es absolutamente relativa y dependiente de la capacidad de los aparatos que la detectan, eso no puede ser más anticientífico. Pero independiente de eso, el hecho es que el embrión está VIVO y para que se le detecte actividad cerebral, solo hay que darle tiempo y muy poco por lo demás. En cambio, al MORIR , la actividad cerebral se detiene y NO SE CREA NUNCA MÁS. Por lo tanto te repito, es absurda la condicionante que propones, pues son dos momentos que no se pueden comparar en forma alguna.

¡En fin Ricardo!, ¿puedes explicarme a base de que se justifican esas supuestas dudas en la ciencia sobre el inicio de la vida, que no sea precisamente por el tema de que eso pone en controversia a varios métodos supuestamente “anticonceptivos?, ¿te das cuenta que el problema no es precisamente un tema religioso o creado por las religiones? . . . claro está que como son las religiones y en particular la católica, las que se oponen a los métodos anticonceptivos artificiales, entre otras razones, precisamente porque atentan contra la vida ya iniciada, que el tema pasa a relacionarse con la religión . . . pero te insisto, si apartamos eso, el asunto no se trata de una imposición meramente “religiosa”.

Si nos olvidamos por un momento de ese aspecto y nos ponemos de acuerdo en que la vida es el PRIMORDIAL de todos los derechos humanos, del cual surgen todos los demás, no podemos menos que reconocer que debiéramos oponernos a todo lo que atente en contra de la vida, independiente de cualquier otra consideración sea religiosa o no ¿no es así Ricardo?.

Aquí no se trata de “talibanes”, de “matones egoístas”, o de la imposición de unos pocos sobre una mayoría, es algo mucho más profundo y VITAL que eso.

Y por favor, no me salgas con “dudas científicas” tan contaminadas por intereses comerciales ( las de las cadenas farmacéuticas que fabrican los “anticonceptivos”), o por intereses eugenésicos (las de quienes desean imponer la humanidad perfecta, aceptando que solo vivan los que están “sanos”), o por intereses incluso imperialistas (los de quienes no desean que los pobres sigan creciendo, para no tener que destinar parte de sus ingresos a ayudar a esos pobres), y/o raciales (los de aquellos que no desean que las razas “inferiores” continúen creciendo) . . . pues te aseguro que es cosa de investigar un poco más a fondo este tema, y te encontraras que todos esos intereses son mucho más fuertes que las ideas religiosas que Uds sugieren con tanta insistencia, como el principal de los factores contaminantes en este delicado asunto.

Un saludo cordial

Cristian Muñoz P.

Ricardo dijo...

Cristián, se que será imposible convencerte, tampoco quiero eso.

Existen muchas dudas, de ambos lados... el problema es que ustedes quieren imponer algo como verdad a pesar de las dudas y eso es lo impresentable.

A mi me parece (y hay harta evidencia que me apoya) que las religiones son nefastas, pero jamás abogaría por una prohibición (si por una regulación de su influencia en temas seculares). En el fondo respeto que cada persona tome su decisión en este sentido

Con esto es lo mismo: a ti te parece que la píldora es abortiva... OK. La diferencia entre nosotros es que tu no puedes respetar a alguien que piense distinto y abogas (con el apoyo de tu organización internacional) por la restricción absoluta del acceso a la píldora. Te sientes con el derecho de prohibir y más encima te paras como si fueras dueño de la verdad absoluta (algo muy frecuente entre los religiosos).

Cristian Mancilla Mardel dijo...

Carlos: establecer la actividad cerebral como punto distintivo parece crear más problemas que soluciones, puesto que tanto el pollo como la vaca y el cerdo (de los cuales nos alimentamos sin sentimientos de culpa) tienen actividad cerebral y podrían tener, según lo que dices, algo de conciencia. Esto me hace pensar —descartando la ambigüedad producida por ese criterio— que el mero de hecho de tener un origen humano, dotaría al cigoto del derecho a la vida (el derecho humano fundamental, puesto que sin él no pueden reconocerse los otros, como lo apunta Cristián Muñoz) y lo distinguiría de formas de vida inferiores. Pero también está el asunto referido a la personalidad única e irrepetible de cada persona: este criterio también opone resistencia a una comprensión unívoca, puesto que una personalidad sólo puede distinguirse en el comportamiento y esto nos obligaría a esperar hasta que el bebé haya nacido y nos facultaría, al mismo tiempo, para acabar con la vida de cualquier cigoto y, además, con la de cualquier embrión y feto; e incluso después de que haya nacido el bebé, sería complejo plantear que cuenta con una personalidad única e irrepetible, puesto que recién ha comenzado su experiencia extra-uterina.
Entonces, sigo con mi duda, aunque he expresado mi conformidad con la consideración del cigoto como una forma de vida humana con el derecho fundamental que esto conlleva, es decir, el derecho a la vida. Y me temo que seguiré creyendo lo mismo —y actuando y opinando en consecuencia de ello— mientras no encuentre alguna explicación evidente y sin posibles confusiones de por medio acerca de por qué el cigoto tiene o carece de condición humana y, por ende, del derecho a la vida.

Ricardo dijo...

ah, otra cosa: la ciencia va cambiando sus postulados al respecto porque, felizmente, avanza y se autorevisa (y aun asi es suficientemente humilde para reconocer que no posee la verdad absoluta).

La ciencia se gana mis respeto justamente porque duda de si misma y se autorevisa. Las religiones no se ganan mi respeto porque jamás lo hacen.

¿Crees que porque tu y tus amiguitos están todos de acuerdo están en lo correcto?

Y asi y todo no digo que escuchemos ciegamente lo que la ciencia dice.... hay un tema no resuelto. Mientras esto sea así, prohibir basandose en un supuesto (sea este del tipo que sea) es un acto de matonaje.

Juan Emar dijo...

Estoy de acuerdo en algunas de las cosas que dice. Pero no me quedó claro -si es que efectivamente el tema pasa por quitarle la exclusividad "procreativa" al acto sexual- el papel que juega su ejemplo sobre la caída en las tasas de fecundidad de Italia y España (y en Chile no estamos lejos).

O sea, yo entiendo que ud. defiende dogmáticamente el libre mercado, ¿Pero lo defiende tanto como para no darse cuenta que la sobrepoblación es un problema global?

Se lo pregunto porque da la impresión que para ud. es un defecto caer bajo la tasa de reemplazo o reposición.

Saludos

Anónimo dijo...

RICARDO

No puedo obligarte a creer que mi convicción en esta materia NADA TIENE QUE VER CON POSTULADOS RELIGIOSOS, pero aunque insistas en llevarme al aspecto religioso del tema (que de paso en mi posteo yo no puse NI UN SOLO ARGUMENTO DE TIPO RELIGIOSO), el hecho es que ahí equivocas el camino conmigo.

Y, obviamente, al irte por el lado de lo religioso, te olvidaste de responder a mi pregunta para ti en este asunto: ¿hay algún postulado científico sólido, algún nuevo descubrimiento, algo por mínimo que sea que se aparte del tema de la anticoncepción, con el que se puedan explicar estas "dudas" de la ciencia con respecto al momento en que se inicia la vida del individuo humano? . . . eso no lo respondes Ricardo.

Es más aún, el mismo Dr. Croxatto, a quien tanto se cita por estos días, dice muy claramente lo siguiente: "Está bien establecido que– tanto en la especie humana como en otras especies animales– cada nuevo individuo se forma, habitualmente, por la unión de un espermatozoide con un ovocito, conocido más comúnmente como óvulo. Esta unión se llama fecundación.
Tanto el espermatozoide como el óvulo son células, ambas están vivas en el momento de unirse y siempre lo estuvieron, ya que se formaron a partir de otras células vivas. Al unirse, dan origen a una célula única llamada cigoto, que también está viva. Si los gametos (espermatozoide y óvulo) que se unieron eran humanos, el cigoto resultante también lo es. Por lo tanto, la pregunta ¿Cuándo comienza la vida humana? no es pertinente, pues la vida humana no comienza, sólo continúa. Preguntarse, en cambio, ¿Cuándo se puede decir que ya hay un nuevo individuo? sí es pertinente. La respuesta simple es que el nuevo individuo se inicia cuando ocurre la fecundación." http://www.hacerfamilia.net/revista/articulo.asp?reportaje=579.

¿Te das cuenta que eres tú el que te ciegas en adjudicarme intenciones religiosas, cuando yo me estoy apoyando nada más que en categorías científicas, incluso en las mismas expresiones de un científico que apoya la PDD?.

Yo no me opongo a que la píldora se distribuya, en tanto, cuanto se demuestre que ella no actúa después de la fecundación. Ese y no otro es mi planteamiento.

Por ahí en El Mercurio alguien afirmaba que existían investigaciones del año 2007, hechas sobre seres humanos, que probarían que la PDD no afecta ni al cigoto en si mismo, ni a su implantación . . . tendré que verlas (lamentablemente el que escribió al diario no puso linqs), y ya veré si esas investigaciones pueden cambiar mi opinión en tal sentido, que si son investigaciones serias y sin intereses de por medio, probablemente lo hagan, aún cuando sé que a la Iglesia será mucho más difícil convencerla y mantendrá su oposición por otros motivos que si son de corte religioso, pero que, obviamente, solo podrían afectar a quienes seamos católicos.

Pero si eso se demuestra, mi posición será que la píldora se reparta libremente y que solo los católicos, si es que son fieles a su religión, se abstengan de utilizarla . . . ¿ves algún dogmatismo en mi posición?.

Y tienes mucha razón, la ciencia avanza y se autorevisa . . . pero cuando lo hace, es porque nuevas investigaciones o nueva evidencia producen ese avance y revisión. De ahí vuelvo a preguntarte, ¿donde están los nuevos descubrimientos o evidencias que pongan en duda el inicio de la existencia del individuo humano en el momento de la fecundación? . . . pues resulta que nadie los muestra ni señala Ricardo.

Te cuento algo, hace ya dos o tres años que mantengo una polémica en los blogs de El Mercurio, con varios connotados partidarios del aborto, incluyendo al mismo Carlos. En esa polémica he presentado en innumerables oportunidades los escritos de varios científicos connotados que publican sin dudarlo señalando que la vida del ser humano se inicia con la fecundación, y como yo mismo no he encontrado NI UN SOLO ESCRITO de algún científico que se atreva a publicar postulando lo contrario, les he pedido insistentemente a quienes señalan eso en los blogs, que muestren algún escrito científico de ese corte, ¿sabes cual ha sido el resultado? . . . CERO, CERO, CERO. No logran traer ni uno solo a la vista.

¿Porque crees Ricardo que es tan difícil encontrar a algún científico que se atreva a publicar señalando que la vida no se inicia en la fecundación?.

Ahora con respecto a que la Iglesia no evoluciona, me parece que eres muy ciego, injusto o estás mal informado. La Iglesia es probablemente más lenta que los científicos en reconocer que debe cambiar, pero que lo hace, ¡¡¡pues sí que lo hace!!!.

¿Te parece poco la reivindicación pública de Galileo Galilei?, ¿te olvidas de las disculpas del Papa por la inquisición? . . . eso solo por citar dos cambios importantes.

Por último y aún cuando fuera solo un supuesto, no hay ningún acto de matonaje, pues cuando se trata de la vida de un ser humano, si existen dudas, lo más humano y racional es ABSTENERSE, pero no correr el riesgo de estar ASESINANDO.

Un saludo cordial

Cristian Muñoz P.

Chile Liberal dijo...

@Juan Emar: disculpa pero no comprendí bien tu pregunta. A lo que yo me refería es que en un país católico y machista (ambos vienen juntos), una mujer educada tiene que elegir entre maternidad o carrera. Por ello, caen las tasas de natalidad ya que muchas se han educado para no trabajar como dueñas de casa. En los países más igualitarios, esta disyuntiva es menos aguda. En Francia, por ejemplo, se ha logrado revertir gracias a una serie de incentivos, que incluyen guarderías subsidiadas, o derechamente estatales (tema interesante de abordar en un blog enemigo del estado como éste).

La sobrepoblación es un problema porque en el cuerno de África la tasa de natalidad es de más de 7, siendo éste uno de los lugares más pobres del mundo. Pero en Europa el problema es que el opuesto: faltan hijos, a pesar de tener las sociedades más avanzadas del mundo, que pueden producir hijos más educados y mejor formados que en Somalía.

Lo mismo en Chile. Son las niñas de menores ingresos las que a los 17 años ya tienen dos críos. El problema es que una chilena que se ha educado no puede tener hijos por miedo a perder su empleo etc.

Sí, es un defecto caer bajo la tasa de reposición, para las economías avanzadas es un problema serio. En los países pobres es el problema opuesto.

No sé si he contestado bien tu pregunta.

(Me parece excelente que hayas notado este tema, que es mucho más provechoso que el tema trillado de la "defensa de la vida" y la "cultura de la muerte")

Juan Emar dijo...

Si, lo entiendo perfectamente. He estudiado los efectos de los cambios demográficos.

Supongo que mi pregunta tenía dos focos: el primero, tenía que ver con argumentar un tema de fecundidad cuando se supone que no es eso lo que está en juego en la píldora. O sea, como ha dicho, "que dejen culiar tranquilo". En ese sentido, me parecía un argumento un poco "tirado de las mechas" para argumentar el machismo.
Entiendo perfecto que en aquellas (y en esta también) sociedades las mujeres deben "elegir" o "postergar" la maternidad frente al trabajo y las pocas facilidades que tienen para congeniar ambos aspectos.
Desde una mirada -gruesa, por cierto- uno podría decir que se les sigue viendo como "incubadoras". He ahí la disonancia.

El segundo foco, que obviamente refiere al primero tiene que ver con la sobrepoblación en sí misma.

Aquí es donde afloran diferencias que pueden ser de perspectivas, por lo que difícilmente subsanables.
Entiendo -y no esperaba menos- que ud. considere un problema la caída de la tasa de reemplazo. A la larga, eso significa menos gente en el mundo. A la larga.
Eso, desde una perspectiva libremercadista del crecimiento, se hace insostenible: menos consumidores, menos trabajadores, no hay donde expandir el consumo, el mercado.

Con todo, su argumento sigue teniendo una piedra de tope fundamental: el concepto de país. Los mismos procesos migratorios dan cuenta de esa crisis. Los países con tasas de fecundidad menores (normalmente los más ricos) se van llenando de inmigrantes de países con tasas de fecundidad mayores (más pobres) tomando esas plazas de trabajo que nadie quiere hacer.

Dígame Malthusiano si quiere, pero es claro que los recursos no son ilimitados (considerando el desarrollo de la tecnología), ergo la raza humana no puede tener un crecimiento ilimitado. Y los problemas ecológicos dado por la presión antrópica que tenemos ahora (y que tendremos en los próximos 100 años) creo que así lo demuestran.

Puede ser que todo esto sea muy "off topic" como dicen los gringos, o que yo sea muy pesimista y no me trague la panacea del mercado...pero en fin.
Se agradece el espacio (y la paciencia).

Saludos

P.S.: personalmente creo que el enfoque defensa de la vida, derechos individuales/de la mujer, si bien son reales e importantes no debieran ser el enfoque único del tema. Hay muchas aristas. Entre ellas (para mi la más importante) es que se zanja arbitrariamente el debate no resuelto sobre el origen de la vida.

Cristian Mancilla Mardel dijo...

Aunque el tema parece haber aburrido a algunos, se me ha ocurrido un argumento a favor de la píldora del día después y también del aborto. Si consideramos que cada mujer es dueña de su cuerpo, sería admisible que ella decidiera si quiere alojar una nueva vida en él o no. Si se tratara de un mero derecho a la propiedad opuesto a un derecho a la vida, el asunto podría zanjarse diciendo que las penas impuestas en el Código Penal contra la usurpación (arts. 457 y 458 si la memoria no me falla) son mucho menores que la pena de muerte (ya erradicada, por lo demás). Pero el asunto no es sólo por la propiedad que ejerce cada mujer sobre su propio cuerpo, sino por el hecho de que todas las personas existen con su cuerpo y, en consecuencia, el "grado" del derecho discutido ascendería hasta el de la integridad física y psíquica de la mujer en cuestión. Entonces, bastaría el riesgo para la salud de la madre y/o su mero consentimiento para aplicar las técnicas que eviten o interrumpan el embarazo, puesto que una mujer que resulta embarazada contra su voluntad se verá disminuida en relación con su derecho a la integridad psíquica. Pero el riesgo contra la integridad física y psíquica de una persona sigue siendo inferior al derecho a la vida.
Bueno, quedé casi igual.

Florencia dijo...

¡¡¡BRAVO, BRAVO, BRAVO!!! Magistral columna, gracias, lo más divertido es que casi todos los que opinan son hombres...mmh...poco representativo, debe decirse.
Muchísimos saludos en mi regreso a "todo lo que son" las telecomunicaciones...

Flo

Mamacita Chilena dijo...

SIIII, basta con solo leer el articulo en EMOL sobre los piropos y ver que las que mas defendian al hombre y su derecho de tratar mujeres como ciudadanas de segunda clase...eran las mujeres. No lo podia creer, la verdad.

Pero que te puedo decir. en los EEUU ni siquiera hemos tenido presidente mujer. tambien hay machismo, solamente que queda mas bien escondido.

pero si, he cachado la falta de feministas en este pais!!!!

Chile Liberal dijo...

Contestaré a varios mensajes aquí dejados, empezando por las barbaries los más fáciles de refutar.

@Cristian Muñoz: te cito...

El sexo para la Iglesia Católica es mucho más que su función reproductiva, lo que pide la Iglesia es que el sexo esté SIEMPRE ABIERTO A LA POSIBILIDAD DE LA REPRODUCCIÓN, vale decir SIN ELEMENTOS EXTRAÑOS A LO NATURAL que se interpongan.

...

¿explicame por favor porque la Iglesia promueve entre los católicos los métodos naturales para evitar el embarazo, vale decir, el no tener sexo durante los 4 a 5 días en su período durante los cuales la mujer es fértil?. El resto del período, en que la mujer es INFERTIL, la pareja puede tener libremente relaciones sexuales "RECREATIVAS", con la única restricción de estar casados en el caso de los católicos.


No me queda claro cuáles son los motivos para dichas restricciones. O sea, ¿en qué se fundamentan? Pero a continuación hay barbaries de grueso calibre y que deben ser refutadas.

Si tu ideología religiosa te restringe al sexo sólo en el período fértil, esto bajo ningún punto de vista puede aplicarse a individuos racionales porque las mujeres no tienen períodos exactos, y muchas tienen menstruaciones inestables, por lo tanto el peligro del embarazo es enorme. Como ya te he explicado, ya quedó atrás la etapa en que en los campos se necesitaban 10 ó 12 hijos. La familia moderna tiene a lo sumo dos o tres, y el control de la natalidad ha sido factor determinante en lograr igualdad entre hombre y mujer. Sólo el oscurantismo católico defiende estos métodos medievales.

Pero lo más preocupante es tu aseveración el sexo esté SIEMPRE ABIERTO A LA POSIBILIDAD DE LA REPRODUCCIÓN, vale decir SIN ELEMENTOS EXTRAÑOS A LO NATURAL que se interpongan. ¿Qué tienes contra lo extraño a lo natural? El Viagra por ejemlo no es natural, pero vaya cuántas parejas se han salvado gracias a este elemento "antinatural". La penicilina es "antinatural", pero millones de vidas se han salvado. La "quimioterapia" es antinatural, la aspirina... en fin. El condón es antinatural, pero salva vidas, a no ser que le creas al curita peruano que inventó que tiene microorificios por donde se cuela el virus del VIH.

Si no fuese por lo extraño a lo natural, todas las píldoras, tratamientos y medicamentos inventados por la razón humana, tu esperanza de vida no sobrepasaría los 30 años. Tus hijos morirían de bebés, tu mujer moriría en un parto... todo aquello que ya dejamos atrás. Con rezos y avemarías y padrenuestros repetidos como loro no curas ni una uña encarnada. ¡Viva lo antinatural que ha inventado la humanidad!

Tu argumento hace aguas. Sólo demuestras que la agrupación romana tiene fobia al sexo, que sólo proyecta en sus fieles sus propias trancas sexuales.

he presentado en innumerables oportunidades los escritos de varios científicos connotados que publican sin dudarlo señalando que la vida del ser humano se inicia con la fecundación, y como yo mismo no he encontrado NI UN SOLO ESCRITO de algún científico que se atreva a publicar postulando lo contrario

El origen de la vida es una cuestión filosófica, que poco tiene que ver con las ciencias exactas.

Cuando me traigas una prueba científica de la existencia de tu dios, yo te traeré pruebas científicas de cuándo comienza la vida humana. O sea, nunca.

@Juan Emar: desde luego que un país puede, y debe, importar mano de obra de otros países. Esto beneficia al país receptor tanto como al de salida. Por ello los liberales defendemos la inmigración y queremos eliminar fronteras y peleamos por el libre desplazamiento de individuos. La gente siempre se va donde hay trabajo. El problema es que las economías más avanzadas comienzan a escasear no en mano de obra poco calificada, sino en mano de obra altamente calificada. No puedes llenar Sillicon Valley con inmigrantes de Somalía. El que descubra la vacuna contra el SIDA probablemente sea norteamericano, europeo o japonés (y te apuesto que la iglesia romana se va a oponer a la vacunación contra el SIDA). Si queremos que nazcan más científicos y más profesionales, es urgente defender la igualdad entre hombre y mujer. Así como si queremos derrotar la pobreza. Si no hubiese sido por aquella nefasta monja llamada Teresa de Calcuta, India avanzaría mucho más rápido en luchar contra la pobreza.

Además no te confundas, en ningún caso he hablado de que un gobierno deba preocuparse de esta materia, esto nos recuerda a todos la Alemania de 1939. Yo he dicho que cuando se deja al ser humano en libertad, la gente toma buenas decisiones para sí misma, y que benefician las interacciones sociales. Las mujeres en su fuero interno sabrán cuándo tienen hijos, porque podrán determinar si pueden educarlos, alimentarlos, abrigarlos, etc. Ellas saben, es su cuerpo, es su útero, es su maternidad: la que pare, decide.

@Cristian Mancilla: bueno tu argumento pero el lobby papista se opone igual. Algo similar ocurre en Irlanda. En ese país (dicho sea de paso, donde reside gran parte del año el editor de este blog) el papismo tuvo que escribir en la Constitución que el aborto está prohibido. Su falta de argumentos racionales sólo se suple con argumentos de fuerza. Pero así todo no lograron que la ley prohibiese por completo el aborto (menos penalizarlo, como en Shile). Ocurre que el aborto terapéutico existe, para preservar la salud de la mujer. De ahí que existe un resquicio legal: si se ve afectada la salud síquica o mental de la madre, se puede proceder con un aborto. El resultado es la típica moralina catolicona y el doble estándar: las mujeres van al doctor y se hacen pasar por deprimidas, y si afirman que tienen ganas de suicidarse, el médico puede diagnosticar "tendencias suicidas", y el aborto en dicho es legal. Pero como está a un paso de Inglaterra, es mejor ir allá.

Peor aún, para desincentivar el aborto, se les ocurrió darle plata a las mujeres embarazadas, especialmente las pobres. El resultado, predecible, es que las más borrachas y drogadictas paren como conejas para vivir a costillas del estado.

Como dices, claro que el cuerpo de uno es propiedad de uno. El problema es que en la obsesión papista por castigar el sexo, llegan a considerar que un cúmulo amorfo de células conectado al cuerpo de la mujer como un "individuo" distinto a la mujer (¡por tener ADN distinto!, como si el ADN determinase a un individuo, en fin), por ello hablan de "crimen" cuando se trata de un aborto.

Y debido a la situación en Irlanda, es que en Chile durante el gobierno de Pinochet (dictadura) se prohibió el aborto terapéutico.

Lo terrible es que el aborto es una cuestión zanjada en el mundo desarrollado, pero el desarrollo económico es parte del desarrollo mental e intelectual del país. Este tema desgraciadamente no se solucionará durante el gobierno de Bachelet.

@Florencia, Mamacita y Montserrat: agradezco que ustedes damas participen. ¡Saquen la voz!

Mamacita: en EEUU desde luego hay machismo, pero en el libre mercado de las ideas el machismo se ve en cierta forma neutralizado por el feminismo. En Chile, gracias a la cultura católica, somos un país machista, y se nos pone como ejemplo a una monja llamada Juana Fernández, que dicen que hace milagros, pero igual necesita que le den plata.

Florencia: muy bueno el artículo en tu blog sobre el espíritu del debate. Más rato voy para allá.

Anónimo dijo...

Aqui va la la historia de la cambiante posicin de la Iglesia con respecto al aborto.: "El hecho de que no exista ninguna condena del aborto en la Biblia, no obvia que los teólogos cristianos se han expresado sobre el tema a partir del Siglo II, por cierto de una forma muy errática. Hasta el siglo IV el aborto fue condenado como asesinato por dos Concilios y muchos Padres de la Iglesia y (posteriores) Santos. Pero en siglo V, San Agustino volvió al viejo concepto aristotélico del "alma retrasado", según el cual el feto masculino tenia alma 40 días después de la concepción, y el femenino a los 90 días (sic). En la practica esto significaba que el aborto no se consideraba asesinato si tuviera lugar durante los primeros 3 meses del embarazo. San Jerónimo, por su parte, consideraba que solamente había asesinato si el feto tenía ya una apariencia claramente humana (3 -4 meses). En el siglo XII se cambiaba ligeramente de terminología y se introducían los conceptos de feto "animatus" e "inanimatus", sin que esto significara ningún cambio conceptual. Solamente el Papa Sixto V se opuso totalmente al aborto en cualquier momento de la gestación bajo pena de muerte (1588). Esto ocasionó unos violentos desacuerdos en el seno de la Iglesia, y el sucesor de Sixto, Gregorio XIV volvió al concepto anterior, alargándolo hasta los 116 días (casi 4 meses).

La posición actual de la Iglesia - la excomunión automática de un creyente por cometer un aborto en cualquier momento de la gestación- se remonta solamente a 1869, cuando la Iglesia eliminó la distinción entre feto "animatus" e "inanimatus", terminando de un plumazo la actitud de relativa tolerancia que la Iglesia había mantenido durante casi 1500 años (menos los 3 de Sixto V) frente al aborto. La razón es bien conocida, la perdida de su poder terrenal por culpa de la revolución Garibaldina forzó a la Iglesia a aumentar su poder "espiritual" (recuerda la coincidencia de fechas- 1871- de la declaración de la infalibilidad papal). Es "admirable" la desfachatez de la Iglesia en manifestar que su posición actual es la misma que ha mantenido durante toda su historia, desde los tiempos de los Apóstoles.

Hay pocos creyentes que sepan - el Vaticano se ha cuidado mucho de no enseñar la poca edificante historia del catolicismo - que gran parte de los dogmas, actitudes y costumbres de su Iglesia son sorprendentemente recientes. Ya hemos visto lo reciente que son las posturas actuales sobre el aborto, o la infalibilidad papal; podemos añadir la Ascensión de María (1951), la confesión (siglo XVII), el confesionario (siglo XVIII), la generalización del matrimonio (mitad del siglo XIX), la generalización de la misa (principios del siglo XX) etc. etc.

Volviendo al problema del aborto, es poco conocido que los proabortistas (proelección) y los antiabortistas (pro-vida) coinciden por lo menos en un punto: los dos grupos consideran que el aborto es ilícito cuando se trata de abortar a una "persona" humana. El problema consiste entonces, en que los dos grupos tienen posiciones diametralmente opuestas sobre cuando el zygote (hasta los 2 semanas), el embrión (de 2 a 10 semanas), o el feto (de 10 semanas en adelante) se convierte en "persona". En realidad hay mucho más que simplemente dos posiciones, hay muchas. Para las más radicales anti-abortistas la persona existe desde el momento mismo de la concepción, o sea desde el microsegundo en el cual un espermatozoide (uno de los cientos de millones que se liberan durante el orgasmo) penetra un óvulo y lo fertiliza, convirtiéndolo en un zygote; para otros un par de horas más tarde cuando el zygote se divide en dos, o a los 12 días cuando el zygote se adhiere al endometrio del útero (la mayoría de los embriólogos consideran que es en este momento que empieza verdaderamente el embarazo y también es ahora cuando esto puede ser detectado), y, según los diferentes estados de desarrollo, a las tres semanas, a las cuatro, a la seis, a los dos meses, a los tres, a los cuatro, a las seis, y hasta hay proabortistas muy radicales que lo extiendan hasta el último momento antes del nacimiento.

Como vemos las dos posiciones extremas se tocan, como casi siempre. Tan extremo es mantener que la vida empieza en el mismo microsegundo de la concepción, que defender, usando como argumento que la mujer es dueña de su cuerpo, que el aborto sea lícito, hasta el último microsegundo antes del parto. Para contestar a la posición pro-vida extrema (la de la Iglesia católica y de sectas protestantes fundamentalistas y de Judíos ortodoxos), hay que explicar que el 50%(!) de los óvulos fertilizados no llegan a buen fin y son espontáneamente abortados; parece que la Naturaleza (o Dios, según cada uno) es muy sabía y elimina zygotes y embriones no viables por razones de incompatibilidad genética o otras. La inmensa mayoría de estos abortos ocurran antes de la 16ª semana (muchos durante el estado "zygote" y sin que la "madre" ni siquiera se ha dado cuenta de su embarazo) o sea antes de los 112 días de embarazo. Ahora bien, una de dos, o la Iglesia (y otros) tiene razón en su postura ético/religiosa y entonces forzosamente hay que considerar a Dios como el abortista más grande de la Creación, o Dios no considera que haya "persona "humana antes de los 112 días- y quizás más- y la Iglesia está completamente equivocado. La otra posición extrema es igualmente indefendible, no se pueden exagerar las cosas hasta tales extremos. No hay duda de que existe un momento en el desarrollo de un feto en donde la responsabilidad de la madre frente al feto cobra primacía sobre su autonomía personal. Pensar que podía tener el derecho a abortar un feto de por ejemplo 8 meses y medio, o sea cuando ya pudiera tener vida autónoma, parece no solamente éticamente reprobable sino profundamente inhumano, y, en esencia comparable al asesinato de un niño recién nacido.Sigue"

Anónimo dijo...

Como ya hemos visto antes, la posición de la Iglesia Católica solamente encuentra eco entre protestantes fundamentalistas y Judíos ortodoxos, o sea entre grupos tan apartados de la realidad que todavía defienden fanáticamente que el mundo fue creado por Dios hace unos 3800 años (ni siquiera están de acuerdo sobre la fecha exacta y esta varia entre 4010 y 3765). Esta posición contrasta negativamente con la de las iglesias protestantes moderadas, con la de la mayoría de las sectas judías y con el Islam. Las 2 primeras buscan básicamente un consenso científico sobre el momento en que el embrión se convierte en "persona", el Islam (no el fundamentalismo islámico, que es simplemente una aberración) siendo en esencia el Arrianismo adaptado a la cultura árabe y por lo tanto, en muchos conceptos, más liberal y tolerante que el Catolicismo - lo que puede sorprender a muchos - acepta el aborto, con matices, hasta los 120 días (Bukhari) de la gestación.
Los embriólogos indoctrinados de la Iglesia han hecho todo lo posible para elaborar teorías que pudieron demostrar la razón de la Iglesia en su posicionamiento ideológico. Una tarea harto difícil si no imposible. De otro lado los científicos menos ideologizados y más moderados, han propuesta una teoría que parece lógica y aceptable de todos los puntos de vista; la proposición consiste en la consideración de que el comienzo de la vida humana debe ser el opuesto exacto de la muerte, y como desde 1960 se considera que una persona ha muerto cuando su cortex cerebral deja de mostrar actividad eléctrica (encefalograma plano), igualmente hay que considerar que la vida humana comienza (el feto se convierta en "persona") desde el momento mismo en que se pueda detectar actividad eléctrica en el cortex cerebral del feto, lo que ocurre en la 20ª semana de la gestación (140 días).

Anónimo dijo...

"Una de las grandes paradojas es que los grupos antiabortistas ( los llamados: "Pro Vida") son en muchas ocasiones enormemente violentos, hasta el extremo que, con la excusa de defender la vida de embriones todavía amorfos e indefinidos, hayan matado a médicos que de forma totalmente legal habían intervenidos en abortos. No solamente esto, en algunos Estados de los Estados Unidos con mayoría protestante fundamentalista, estos asesinos han sido absueltos por los jurados. No muy sorprendente, ya que los grupos en cuestión mantienen abiertamente de que un "abortista" merece la pena de muerte. Siempre ha llamada la atención de que los movimientos anti-aborto y anti-eutanasia son los mismos que defienden la pena de muerte; hay que "admirar" su coherencia ya que para sus opiniones se basan exclusivamente en el Antiguo Testamento."

Anónimo dijo...

Muy interesantes los últimos aportes, así es que vamos a responder por partes y en orden de llegada.

Solo un comentario previo, es lamentable que el anónimo que puso tres interesantes y documentados posteos, no se haya identificado con algún nombre o seudónimo. Ojala y si vuelve a participar, lo haga, para así responder a “alguien” más definido.

CARLOS

Los motivos para esas restricciones son de las que podríamos llamar como básicamente religiosas.

Una es que, en la visión cristiana, el sexo, al estar dado por DIOS primariamente para la reproducción, debe estar siempre abierto a esa posibilidad, bajo los parámetros que el mismo DIOS nos ha entregado desde un principio. Vale decir, si él nos dio naturalmente un período fértil de solo 4 a 5 días en la mujer, si se tiene sexo en ese período, la pareja no debiera oponer obstáculos externos a la posibilidad del embarazo. El resto del período, en que la mujer no es fértil, el sexo para la pareja cumple su función unitiva, de entrega, de amor y, por supuesto, de placer, sin el riesgo del embarazo. Por lo tanto, si la pareja no desea tener hijos, lo único que debe hacer es no tener sexo durante el período de la fertilidad.

Cabe señalar que esto no me parece una “tremenda o terrible” imposición. Solo requiere madurez, equilibrio y responsabilidad en la pareja. De paso cabe señalar también, que eso parece relativamente fácil de tener en una pareja estable y mucho más difícil, sino virtualmente imposible, si se tienen solo parejas esporádicas. Ahora, obvio que también se requiere educación, comprensión y otras variables que no es del caso entrar a analizar en profundidad ahora para no alejarnos del tema.

Con respecto al Matrimonio, este sacramento es la bendición divina para la pareja, en una unión estable y para toda la vida, y es la única forma de hacer valida para los creyentes, la mantención de relaciones sexuales.

Pero te repito, esas son consideraciones de tipo religiosas, que afectan a los fieles de nuestra religión pero que no tendrían porque obligar a quienes no crean en ella y por tanto tampoco se podrían imponer en forma alguna. Cosa muy distinta al valor del respeto a la vida, que si nos toca A TODOS por igual.

Carlos, nuevamente expones tu ignorancia en una forma increíble, esto es cuando hablas de los períodos irregulares en la mujer y que la Iglesia promovería “métodos medievales” . . . ¡¡por favor!!. ¿Es que acaso crees que al hablar de métodos naturales la Iglesia se refiere al método calendario?, no te me quedes en el pasado Carlos.

Por supuesto que la mujer tiene períodos irregulares, eso es sabido hace mucho y es por eso que los métodos como el calendario, ya están largamente superados.

Los métodos naturales que promueve la Iglesia, son el de Billings y el Sintotérmico, o una combinación de ambos, que sería aún más eficaz. Estos funcionan básicamente en torno a la condición del moco cervical el primero, y de las variaciones de la temperatura basal el segundo. El primero se relaciona a que la consistencia del moco cervical cambia según la mujer se encuentre en su período fértil o no; a la pareja se le entrena para ser capaz de detectar esos cambios a simple vista y con ello determinar claramente el momento en que deben abstenerse de tener relaciones si no desean hijos o bien (pues se puede aplicar al revés si se desea), el momento en que deben mantener relaciones si desean maximizar la posibilidad de tener familia. El segundo funciona a base de controlar diariamente la temperatura basal, de modo de detectar las variaciones que se producen en el promedio de ellas al entrar la mujer en su período fértil, y nuevamente se puede utilizar tanto para evitar el embarazo, como para obtenerlo.

Ahora, y ¡¡¡OBVIAMENTE!!!, las variaciones tanto del moco cervical como de la temperatura basal, son independientes de las irregularidades en el período de la mujer y se producirán sí o sí al venir el momento fértil. Por lo tanto, si uno o ambos métodos son bien llevados por la pareja, podrán evitar el embarazo con un porcentaje de certeza muy cercano al 100% y largamente superior al de cualquiera de los métodos artificiales hoy existentes.

Yo en lo personal no tengo nada en contra de lo “no natural”, en tanto cuanto ello no produzca daños a la persona.

En todo caso, la mayoría de las cosas no naturales que mencionas, son medicamentos o artículos que ayudan a mejorar funciones humanas que no están, digamos, funcionando normalmente, debido a enfermedad u otros. No es el caso de los métodos anticonceptivos, en el cual estás aplicando algo externo, para evitar que una función humana normal, cumpla su objetivo NORMAL. Me parece que son conceptos diferentes y, por tanto, no comparables.

Sin perjuicio de lo anterior, ya te he admitido que esos aspectos son visiones propias de mi religión, que no tienen porque afectar a quienes no pertenezcan a mi religión. Con eso queda más que zanjado el asunto y no debiera preocuparte más.

Dices: “Tu argumento hace aguas. Sólo demuestras que la agrupación romana tiene fobia al sexo, que sólo proyecta en sus fieles sus propias trancas sexuales.” . . . me parece que hasta aquí para nada, te he refutado todas tus observaciones, luego son tus argumentos los que han quedado “haciendo agua”. Y eso de la “fobia al sexo” y lo de las “trancas sexuales”, nuevamente quedan por absurdas distorsiones de tu forma de ver a la religión en general y a la Iglesia Católica en particular.

Dices: “El origen de la vida es una cuestión filosófica, que poco tiene que ver con las ciencias exactas.” . . . interesante definición, que te queda muy a la medida para darle algún sostén a tus “argumentos”. Pero tendrías que entregar más antecedentes para probar algo que, así dicho, no pasa de ser una MUY SUBJETIVA opinión tuya.

Dices: “Cuando me traigas una prueba científica de la existencia de tu dios, yo te traeré pruebas científicas de cuándo comienza la vida humana. O sea, nunca.” . . . ¿Qué quieres que te responda?, esto no me produce más que una sonora carcajada. Pero te responderé con una moneda similar: “cuando me traigas una prueba científica de la NO EXISTENCIA DE DIOS, yo me veré obligado a dejar de tener fe. O sea, nunca”.

No pretendas eximirte de TU INCAPACIDAD para poder poner a la vista un solo ARGUMENTO CIENTÍFICO válido de que la vida no se inicia con la fecundación, mediante una exigencia tan sin sentido como la que te he citado en el párrafo anterior.

Dices: “la que pare, decide” . . . por supuesto, ESTOY TOTALMENTE DE ACUERDO en que la que pare tiene todo el derecho a decidir si desea embarazarse o no . . . PERO OJO, ESO ANTES DE EMBARAZARSE, una vez embarazada, ya no decide sobre su propio cuerpo, sino que sobre el cuerpo de un tercero, el niño en gestación, QUE NO ES PARTE DEL CUERPO DE LA MUJER, eso pese a todo lo que le duela a tu liberalismo, o a las feministas extremas. Es más aún, si fueras realmente LIBERAL, debieras a defender a muerte la libertad de la mujer para no embarazarse si no lo desea, como asimismo y con la misma fuerza y decisión, la libertad de ese pequeño ser humano para continuar su vida si ya existe.

Vuelves a hablar del mal llamado “aborto terapéutico”, sin jamás haber sido capaz de entregar un solo caso donde REALMENTE SE DEMUESTRE la necesidad imperiosa de tener que matar al niño para salvar a la mujer. Te vengo pidiendo a ti en este foro y a varios otros blogistas en otros foros, incluso a médicos, que me indiquen un solo caso, bajo los avances de la ciencia médica actual, en que sea realmente inevitable matar al niño, con un aborto provocado, para salvar a la mujer . . . y hasta aquí no me han podido señalar ninguno. ¿PORQUE SERÁ?.

Lo repito por enésima vez, la evolución de la ciencia médica ha dejado atrás POR OBSOLETO, el concepto de aborto terapéutico . . . y como tú mismo lo reconoces, solamente se le utiliza como VIL RESQUICIO para justificar lo injustificable, incluyendo ahora esa falacia de los daños sicológicos. ¡¡¡MENTIRAS Y MÁS MENTIRAS!!!, aunque con ellas influyen a mucha gente que, por estar mal informada, creen honestamente que eso del aborto terapéutico aún es necesario.

Dices: “Y debido a la situación en Irlanda, es que en Chile durante el gobierno de Pinochet (dictadura) se prohibió el aborto terapéutico.” . . . este es otro absurdo que me genera una ENORME CARCAJADA.

Pero la verdad es que tu absurda insistencia en repetir esta ESTUPIDEZ (perdona la honestidad, pero es que ya es inaceptable), me parece verdaderamente MAL INTENCIONADA.

Esto lo hemos discutido más de una vez tú y yo, aquí y me parece que en El Mercurio también. Y todas las veces he dejado más que claro que la eliminación del “aborto terapéutico” de la Ley chilena, se hizo porque al legislador se le demostró dos cosas, primero que hacían más de 10 años que en Chile no se solicitaba ningún aborto de ese tipo, o sea, era letra muerta esa ley, y segundo, que la ciencia médica ya supero la necesidad de aplicar tal medida. Y te he dicho que lo sé bien, pues estuve muy cerca de las personas que promovieron ese cambio, por tanto conozco de primera fuente los argumentos presentados.

Vale decir, eso tampoco TIENE NADA QUE VER CON LO OCURRIDO EN IRLANDA . . . ¿Por qué insistes en esta falacia Carlos?, ignorancia ya no puede ser, pues te lo he dicho varias veces, entonces solamente me queda pensar MALA FE DE TU PARTE en esto.

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Jorge A. Gómez Arismendi dijo...

Las diversas reacciones frente a la decisión del Tribunal Constitucional con respecto a la PDD, refleja que en diversos aspectos sociales, como la planificación familiar y la sexualidad, aún no hay consenso en cuanto a ciertas prácticas.

Demuestra que el actual marco institucional formal, la Constitución, no logra resolver las disyuntivas generadas entre diversas institucionalidades informales, pues no ofrece marcos de acción que disminuyan los costos de negociación entre los actores o que permitan considerar la diversa opinión ciudadana, para consensuar las posiciones con respecto a issues controvertidos.

Cristian dijo...

Cristian Muñoz, quizás debieras pensar un poco antes de escribir tus pataletas alimentadas por tu ceguera religiosa, quisiera llamar tu atención hacia dos puntos en los que metes la pata garrafalmente:

Dices:

“Cuando me traigas una prueba científica de la NO EXISTENCIA DE DIOS, yo me veré obligado a dejar de tener fe. O sea, nunca”.

Cristian, si yo digo que hay un ñandú amarillo que se llama Juanito, vive dentro de mi closet y me concede deseos a cambio de bailar lambada con él una vez cada 91/2 días, no eres tú el que debe demostrar que Juanito no existe, soy yo el que debe demostrar que sí existe, como con cualquier afirmación extraordinaria.

Cuando tú haces las afirmaciones extraordinarias como que tu dios (Yahvé) existe realmente y que mandó a su “hijo” a la tierra, que ese hijo nació de una madre virgen, que hizo milagros como resucitar a un muerto y transformar el agua en vino, que luego de ser crucificado (por nuestro bien como un sacrificio a su padre que es él mismo según el concepto de Trinidad) resucitó y ascendió al cielo, que cada vez que comulgas en misa en realidad te estás comiendo su sangre y su cuerpo LITERALMENTE en un acto de canibalismo (Transubstación), y que tu Iglesia como representante INFALIBLE de este personaje en la tierra tiene derecho a dictar normas de comportamiento sexual y moral, no somos nosotros los que debemos demostrar que tal MITO IRRACIONAL Y PUERIL no existe, eres tú y los millones presos del mismo delirio místico que tú quienes deben demostrar que EXISTE.

Además dices sobre el aborto terapeútico:
Te vengo pidiendo a ti en este foro y a varios otros blogistas en otros foros, incluso a médicos, que me indiquen un solo caso, bajo los avances de la ciencia médica actual, en que sea realmente inevitable matar al niño, con un aborto provocado, para salvar a la mujer . . . y hasta aquí no me han podido señalar ninguno. ¿PORQUE SERÁ?

Parece ser que nunca has leído sobre los embarazos ectópicos. Muchas veces la única manera de asegurar que la madre no muera es provocar el aborto, excelente información al respecto aquí.

Me pregunto también si sabes lo que pasa con las madres que contraen cáncer y deben someterse a quimioterapia durante el embarazo.

Te recomiendo que tengas un blog donde puedas explayarte en más profundidad sobre tus retrógradas ideas. Lo podrías llamar “Chile Medieval”.

Saludos

Anónimo dijo...

CRISTIAN

Con tu permiso, te voy a parafrasear:

Cristian, quizás debieras pensar un poco antes de escribir tus pataletas alimentadas por tu ceguera atea, quisiera llamar tu atención hacia varios puntos en los que metes la pata garrafalmente:

1.- Carlos me escribió un absurdo, en un pueril, más aún, yo diría, ¡¡PATÉTICO!!, intento por sacarse el pillo de algo que él sabe muy bien no puede contestar, y yo, haciendo ironía de eso (algo que si se lee con calma la respuesta, se nota de inmediato), le respondí con otro absurdo similar solo para remarcar el absurdo inicial que él cometió.

Si en tu ansia por encontrarme, ¿como decías?, ah si: "pataletas alimentadas por tu ceguera religiosa", no eres capaz de notarlo, es solamente tu problema amigo.

Más de una vez he visto como Uds. mismos responden que la existencia o no existencia de DIOS no es materia de preocupación de la ciencia, entonces ¿para que piden pruebas científicas de su existencia?.

El problema de Carlos y de lo cual intenta malamente sacarse el pillo, es que él sabe muy bien que es difícil, sino imposible, encontrar algún escrito de un científico serio, que se atreva a argumentar que la vida del individuo humano no se inicia con la fecundación . . . y por eso hace cualquier filigrana, por absurda y patética que resulte, para tratar de sacarse el pillo.

2.- Si vas a presentarme casos en que si aplica el mal llamado aborto terapéutico, procura escoger unos en que APLIQUE amigo.

Partamos por la base de definir que sería “aborto terapéutico”, ello tendría que tener dos exigencias, la primera sería que la mujer estuviera enferma y que el aborto la sanara de esa enfermedad, la segunda sería que la intención específica del aborto fuera matar a un bebe VÍABLE (es decir que podrá vivir de continuar su embarazo), para salvar a la madre.

Te aseguro que la primera no se cumple NUNCA, pues el aborto no le sana nada a nadie, partiendo de la base que el embarazo no es enfermedad.

En el caso del embarazo ectópico, el bebe NO ES VÍABLE, pues por el lugar en que se produce el embarazo, fuera del útero, al bebe le será imposible desarrollarse y morirá indefectible, pudiendo también matar a su madre por hemorragia, infección u otros motivos. Vale decir allí no hay nada que hacer y el único objetivo de la operación es salvar al que efectivamente tiene probabilidades de continuar viviendo, que es la madre. Pero no es el objetivo matar al bebe, el bebe muere porque no tiene posibilidad alguna de desarrollarse, ya sea que continúe el embarazo o no.

Pero quizás algún día el avance de la ciencia médica permita tener al alcance medios para lograr que ese bebe también continúe su desarrollo y entonces eso sin duda se hará, con lo cual esto se alejara aún más de la definición de lo que sería “aborto terapéutico”.

Tu ejemplo no aplica Cristian, infórmate mejor amigo.

3.- El caso de la quimioterapia y la mujer embarazada, menos aún aplica Cristian. Es efectivo que la quimioterapia podría afectar al feto e incluso llegar a provocar su muerte y/o un aborto.

Pero fíjate bien que en este caso la quimio se le aplica a la madre como remedio para su enfermedad . . . PERO EN NINGÚN CASO TIENE POR OBJETIVO MATAR AL NIÑO EN GESTACIÓN. El daño a este o su muerte incluso, es solo un efecto colateral, ¡¡¡NO DESEADO!!!, del tratamiento aplicado a su madre y que esta necesita.

Es más aún y si deseas ver la visión religiosa de esto, la Iglesia señala que a la madre se le debe informar de los posibles efectos colaterales para su bebe y que esta libremente podrá decidir si acepta recibir o no el tratamiento (hay muchas mujeres que, con heroicidad de madre, han decidido esperar a tener su hijo primero), y que si esta decide recibir el tratamiento, no hay pecado ni objeción moral que hacer, y ello precisamente porque, NO ES EL OBJETIVO ESPECÍFICO MATAR AL NIÑO, sino sanar a su madre y el tratamiento no implica necesariamente matarlo, sino un alto riesgo de que ello ocurra como efecto no deseado ni buscado.

Pues bien, tarea pendiente de mostrarme algún caso en que sea indefectiblemente necesario matar al bebe para sanar o salvar a su madre de algo.

Saludos

Cristian Muñoz P.

Anónimo dijo...

CRISTIAN

Algo que se me quedo en el tintero.

Estoy intentando desarrollar un Blog con mis ideas, lamentablemente el tiempo no me alcanza para desarrollarlo con todo.

Agradezco tu "buena intención" al sugerirme un nombre para esta tarea, pero el nombre ya lo tengo escogido y será "GRACIAS A LA VIDA".

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Cristian dijo...

lrCristian Muñoz,

Dices en tu última pataleta:

Más de una vez he visto como Uds. mismos responden que la existencia o no existencia de DIOS no es materia de preocupación de la ciencia, entonces ¿para que piden pruebas científicas de su existencia?

Yo no he dicho nunca eso, no nos metas a todos los infieles en el mismo saco, lo que si he dicho es que la religión no debiera meterse en asuntos científicos, porque de ciencia nada tiene, no viceversa.
De hecho yo soy partidario de tratar a cualquier dios como cualquier otra hipótesis científica o afirmación extraordinaria, de la misma manera que lo propone Dawkins, porque es la única manera de que gente como tú no se siga escudando en la infantil defensa de “creer porque se tiene fe” y base sus decisiones morales en evidencia no en dogmas.

Por alguna razón que mi intelecto sub-standard de asqueroso anti-clerical agnóstico no comprende, la sociedad humana en general ha tratado los mitos religiosos de una manera distinta a los mitos de otro tipo. Si yo dijera con firme convicción que creo que la tierra es cuadrada no me cabe duda que me tratarían de loco, pero si un hombre se arrastra por el suelo con una estatua de una virgen que se supone tuvo un hijo (oxymoron) en su espalda para pagar una manda, entonces no está loco sino que es un “creyente fervoroso”.

¡No señor!
Renuncio a tener que respetar creencias totalmente ridículas, pueriles y retrógradas, y a tener que recibir cátedras sobre moral, sexualidad y ética de una organización machista, discriminatoria y medieval como es la Iglesia a la que perteneces tan orgulloso.
Renuncio a tratar con respeto tus increíblemente estúpidas creencias.


Si la religión dejase de ser tratada con guantes blancos y se sometiera al escrutinio de la razón, no quedaría espacio para que apologistas “pro vida de la mórula, pero no del resto” como tú argumenten desde la fe, con una soberbia que enrabia.

El origen de la persona no es una cuestión filosófica, es una cuestión científica y las probabilidades son que si no se ha formado el cerebro no hay persona, en ciencia el ALMA no existe es un mito tal como lo es dios, la personalidad y la memoria, las que nos hacen personas residen en el cerebro, no en el ADN ni en los organelos de la célula, el ADN tiene la información necesaria para crear un cerebro, pero no es un cerebro en sí. Para demostrar que una célula o un cúmulo de células indiferenciadas es una persona habría que mostrar datos que lo más probable es que no existan, que por ejemplo demostraran que tal cúmulo de células tiene una “conciencia” o de que puede tomar decisiones o tener recuerdos. La mayoría de la evidencia científica apunta hacia que una célula o conjunto de células indiferenciadas no es una persona, no te vengas a dar aires de que tu posición es científica porque no lo es.

SI tanto te interesa la vida, ¿por qué no te preocupas por ayudar a las organizaciones que luchan contra el SIDA, difundiendo el uso del condón?

Si seguro, y quizás mañana los chanchos vuelen sobre un Chile libre de la influencia nefasta de la Iglesia Católica.

Saludos

Anónimo dijo...

CRISTIAN

Vaya que te aceleras y me acusas a mí de tener “pataletas” . . . cálmate un poquito sería mejor.

No me interesa discutir aquí sobre la existencia de DIOS o no, el absurdo de esa discusión lo planteo Carlos y no yo . . . solo me limite a responderle en su misma línea.

A mi me interesa discutir sobre el valor de la vida del que está por nacer, ¡¡ESE ES MI TEMA AQUÍ!! Y solo hablo de religión cuando me obligan a hablar de ello con sus ataques absurdos, ¿“capici” amigo?.

Aclaremos algunos temitas primero que nada . . . eso si es que eres capaz de sacarte la ceguera que te provoca tu posición preasumida y tu ira antireligiosa, ¿vale?.

Dices: “El origen de la persona no es una cuestión filosófica, es una cuestión científica” . . . ¡¡vaya, vaya!!, ¿o sea que estás en desacuerdo en este punto con Carlos?, me parece súper bien. Y huelga decir que pienso EXACTAMENTE LO MISMO, ahí estamos totalmente de acuerdo.

Dices: “en ciencia el ALMA no existe es un mito tal como lo es dios” . . . independiente de mi posición personal frente al ALMA, ¿dónde he basado en el ALMA, mi defensa de la vida antes de nacer?, si logras mostrarme un párrafo donde yo haya dado esa razón aquí como para defender la vida antes de nacer, te ganas un premio . . . ¡¡NO Cristian!!, eso lo sacas tú a la palestra, no lo he asumido yo como argumento ¡¡¡EN NINGÚN MOMENTO!!!.

Aclarado eso te digo, ¿cómo es que era?, ¡ah sí!: “no nos metas a todos los CREYENTES en el mismo saco”.

Luego te voy a citar palabras de una persona que defiende a la PDD como no abortiva, el Dr. Croxatto (lo había puesto antes, pero no está demás repetirlo), pero que me identifica a mí en mi motivación para defender la vida desde la fecundación:

“Está bien establecido que– tanto en la especie humana como en otras especies animales– cada nuevo individuo se forma, habitualmente, por la unión de un espermatozoide con un ovocito, conocido más comúnmente como óvulo. Esta unión se llama fecundación.
Tanto el espermatozoide como el óvulo son células, ambas están vivas en el momento de unirse y siempre lo estuvieron, ya que se formaron a partir de otras células vivas. Al unirse, dan origen a una célula única llamada cigoto, que también está viva. Si los gametos (espermatozoide y óvulo) que se unieron eran humanos, el cigoto resultante también lo es. Por lo tanto, la pregunta ¿Cuándo comienza la vida humana? no es pertinente, pues la vida humana no comienza, sólo continúa. Preguntarse, en cambio, ¿Cuándo se puede decir que ya hay un nuevo individuo? sí es pertinente. La respuesta simple es que el nuevo individuo se inicia cuando ocurre la fecundación. http://www.hacerfamilia.net/revista/articulo.asp?reportaje=579.”, ¿vez algún dogma en esas palabras Cristian?, ¿puedes quitarle su carácter enteramente CIENTÍFICO a ese párrafo?.

Entonces desde el momento de la fecundación ya tenemos un nuevo INDIVIDUO HUMANO, hecho científico puro e irredarguible . . . ¡Ah, pero tú estás dispuesto a matarlo porque en tu particular visión “científica” de lo que sería persona, aún no lo es? . . . ¿es que acaso es preocupación científica el definir que es persona y que no?, por ahí ya tu OPINIÓN, comienza a hacer agua amigo.

Por supuesto que el cigoto aún no tiene cerebro y talvez no tiene memoria ni personalidad . . . pero ¿será tan así?, ¿o no será que nuestra capacidad de entender y conocer al cigoto, aún no nos permite llegar a descubrir eso en él?. No olvides que la ciencia a medida que se ha desarrollado y obtenido nuevas tecnologías, va ampliando su conocimiento de la vida intrauterina y del cigoto en si mismo, ¿o no?, ¿Qué quedara aún por descubrir en él?.

Claro está que el cigoto aún no tiene memoria propia, pues aún no ha desarrollado su propia vida lo suficiente para tenerla, pero ¿es que acaso no lleva impreso ya en sus genes algo de la memoria colectiva de la humanidad?, algo que tal vez llamamos instinto. ¿No es que ya tiene impreso en sus genes características individuales que provienen de sus propios padres?, color de pelo, de ojos, estatura a la que llegara, su tono de voz y, más allá de lo físico, el gusto o desagrado por ciertas cosas, a pesar de que aún no las conozca por si mismo.

Por supuesto que nada de eso llegara a darse, si lo ASESINAS a mansalva cuando recién comienza a desarrollarse, ¿y a base de que?, de tus muy particulares OPINIONES de lo que le configuraría la categoría de persona . . . pero sí o sí, habrás destruido a un INDIVIDUO HUMANO.

No Cristian, yo prefiero decantarme por defender a ese INDIVIDUO HUMANO desde el primer momento de su existencia . . . y de paso te agregaría, ¡¡tenga o no ALMA!!.

Un saludo

Cristian Muñoz P.

Chile Liberal dijo...

@Cristian Muñoz: tus intentos de argumentación son tan retorcidos con la lógica que llegan a ser contradictorios. Te has mordido la cola de una manera que no sé cómo lo harás para salir de ésta:

dices en uno de tus extensas intervenciones (aglutine amigo, aglutine):
Es efectivo que la quimioterapia podría afectar al feto e incluso llegar a provocar su muerte y/o un aborto.

Pero fíjate bien que en este caso la quimio se le aplica a la madre como remedio para su enfermedad . . . PERO EN NINGÚN CASO TIENE POR OBJETIVO MATAR AL NIÑO EN GESTACIÓN. El daño a este o su muerte incluso, es solo un efecto colateral, ¡¡¡NO DESEADO!!!, del tratamiento aplicado a su madre y que esta necesita.

Es más aún y si deseas ver la visión religiosa de esto, la Iglesia señala que a la madre se le debe informar de los posibles efectos colaterales para su bebe y que esta libremente podrá decidir si acepta recibir o no el tratamiento (hay muchas mujeres que, con heroicidad de madre, han decidido esperar a tener su hijo primero), y que si esta decide recibir el tratamiento, no hay pecado ni objeción moral que hacer, y ello precisamente porque, NO ES EL OBJETIVO ESPECÍFICO MATAR AL NIÑO, sino sanar a su madre y el tratamiento no implica necesariamente matarlo, sino un alto riesgo de que ello ocurra como efecto no deseado ni buscado.


luego dices
desde el momento de la fecundación ya tenemos un nuevo INDIVIDUO HUMANO, hecho científico puro e irredarguible

Acá hay una contradicción enorme en cualquier pro-vida. Desde tu ángulo, una quimioterapia a una mujer significa matar a otro individuo. Pregunta para ti: ¿es lícito causar la muerte a un individuo para salvar a otro?

Inesperadamente, marcas un autogol y le das la razón al lobby pro-elección. Nosotros planteamos que la mujer es un ser formado, con conciencia e individualidad, y que ella tiene preeminencia por sobre el feto (más aún sobre entes microscópicos).

La situación descrita, inteligentemente planteada por Cristian (CAE), demuestra que intentar darle el estatus de individuo a un ente en formación es absurdo.

Me gustaría que contestaras a este planteamiento. Y además, las posiciones de tu iglesia deben basarse en las enseñanzas de Jesús. ¿Habló Jesús alguna vez del aborto? Este es un tema aparte, pero elabora también.

Finalmente, sobre el origen de la vida, desde luego que invito a construir un hummanismo a partir de la ciencia. Pero recordemos que en EEUU ya se falló (Roe vs Wade) al respecto, dejando la decisión a conciencia de la mujer. Pretender que la ciencia estableció el origen de la vida es absurdo. El fallo de EEUU dice lo siguiente:

"We need not resolve the difficult question of when life begins. When those trained in the respective disciplines of medicine, philosophy, and theology are unable to arrive at any consensus, the judiciary, at this point in the development of man's knowledge, is not in a position to speculate as to the answer."

El aborto es una cuestión de conciencia.

Anónimo dijo...

Si la sexualidad ha quedado en igual condición como la necesidad de "ALIMENTARSE" , y el "ser" humano ha quedado en un nivel "tan" ¿elevado? que su "conciencia" le dicta "CULIAR TRANQUILO" (ni siquiera evaluaré, el dónde, cómo ,ni con quién) Les propongo dos "soluciones liberales"
1.- mujeres promiscuas, "libres", "autodeterminadas" EXTIRPENSE LOS OVARIOS :fábricas de mocosos "no deseados ", y así no tendrán que lidiar ni con leyes, ni con hormonas (que dicho sea de paso les "CAGAN" el organismo) ni con HOMBRES que dicen RESPETARLES SU "LIBERTAD" PERO SÓLO PRETENDEN JODERLAS SIN RESPONSABILIDADES PATERNALES FUTURAS.
El punto acá es SEXO sin "cachos" pues entonces ADIOS a la fabrica de chiquillos.....HAAA... pero entonces....quién financiará este blog ....si no hay $$$ en los CONSORCIOS FARMACEUTICOS que distribuyen estos "medicamentos milagrosos"
2.-Castración química para ellos...

Anónimo dijo...

Es una página triste, por mendaz y homicida. Qué bueno sería que quienes se llaman liberales, respetaran a quienes promueven la vida, respetaran lo más hermoso, como es la maternidad, respetaran que aquellos provida de los que ellos se burlan, son gente generosa, entregada, hidalga, que no entra en los insultos de los promuerte. Y es lógico, porque el que defiende la vida, la maternidad y paternidad, los derechos de todos, no entra en estas provocaciones mendaces e insustentables. Es cuestión de probar pasarse de la mentira a la verdad, de la muerte a la vida, del egoísmo a la entrega, de la cerrazón a la generosidad, y ver lo feliz que uno es.